autora - Alhena Media

Сomentários

Transcrição

autora - Alhena Media
AUTORA
Samantha Wilson se encontró en Israel casi por
casualidad. Después de licenciarse en arqueología en
la Universidad de Exeter, se embarcó en un viaje a
América del Sur y Central que acabó por conducirla
a Oriente Próximo un año después. Pasó allí varios
años viajando por todos los rincones de la pequeña
tierra de Israel, rescatando innumerables animales y
escribiendo para varias publicaciones, incluyendo
Transitions Abroad, una columna periódica sobre fauna
y flora. En 2006 se trasladó a Pekín (China), donde
escribió varias guías turísticas, como Explorer Beijing,
Streetwise Guide Beijing y Sichuan, The Spice of Life.
Mientras escribía este libro, se convirtió en usuaria
habitual de la aerolínea El Al entre Pekín y Tel Aviv,
aprovechando la mínima ocasión para escapar de las
frías temperaturas asiáticas y cambiar a los climas templados de Oriente Próximo.
UNAS PALABRAS DE LA AUTORA
Llegué a Israel casi por casualidad. Después de terminar mis estudios de arqueología
en la Universidad de Exeter me embarqué en un viaje que tenía que ser por América
del Sur y América Central, y me encontré al cabo de un año viviendo en el corazón
de Oriente Próximo, una región de la que me fui enamorando por muchas razones.
Puede que sea su pasión, su extraordinaria belleza o incluso su drama, no podría decirlo con seguridad. Amigos y conocidos me preguntan por qué vivo en un país tan políticamente inestable y volátil, y me parece muy triste que eso sea lo primero que me
pregunten. Hay muchas más cosas en este pequeño e increíblemente fascinante lugar,
y fue esto lo que me llevó a compartir mi intriga y mis descubrimientos con los demás.
Por esto me embarqué en una exploración profunda de cada rincón de Israel, desde
sus picos cubiertos de nieve hasta la costa del mar Rojo y cada kibutz que hay en el
camino. Durante todo el trayecto, mi proyecto y yo recibimos muchas muestras de
entusiasmo, gratitud y ayuda, que jamás hubiera imaginado, por parte de los habitantes
de Israel, impacientes por compartir con otros el país del que están tan absolutamente orgullosos. Así, mientras yo escribo, ésta sigue siendo la verdadera tarea de tantos
que comparten un amor común por esta pequeña, colorida y vibrante tierra.
PRÓLOGO DE LA EDITORA
Hilary Bradt
La primera guía turística Bradt la escribieron en 1974 George y Hilary Bradt en
una barcaza bajando por un afluente del Amazonas. En 1980 y 1990 el interés
pasó del excursionismo a guías que abarcaran más lugares, nuevos destinos (normalmente lo primero que se publica sobre estos lugares). En el siglo XXI Bradt continúa publicando estas guías innovadoras que aportan información exhaustiva sobre
temas culturales e historia natural, así como consejos prácticos sobre alojamientos y
lugares de interés.
Los autores de Bradt realizan viajes responsables y dan consejos no sólo para que
el visitante provoque el mínimo impacto en el lugar, sino sobre cómo devolver
algo a las organizaciones benéficas locales. De este modo, se consigue una verdadera sinergia entre los turistas y las comunidades locales.
Primera edición: junio de 2010
© Texto: Samantha Wilson
© Cartografía: Bradt Travel Guides Ltd y Carta, Jerusalén
© Fotografías: Fotógrafos individuales
Agradecimientos
Un libro como este no se puede hacer sin la ayuda de personas a las que siempre
estaré agradecida. Quiero agradecer sinceramente a toda la familia Silberman su
hospitalidad y las numerosas veces que me recogieron por la noche en el aeropuerto, y a Ami Dorfman y su adorable familia por compartir su casa y su pasión y
conocimientos de Galilea conmigo. Querría asimismo expresar mi admiración y
aprecio por el personal de la Dirección de Parques y Protección de la Naturaleza de
Israel por su dedicación y entusiasmo para preservar los lugares más bonitos del
país, a Guy Brandon por su experiencia y consejos y recomendaciones, y a Zella
Philips por plantear las preguntas correctas. Un agradecimiento especial a Anat
Sayag, Inbar Carmeli, Yonatan Bental, Khamis Arbid y Vera Arbid por su ayuda y
recomendaciones y a Ido Bar-Nir, Dror y Zohar Golan, Yotam Shacham, Maya
Amit y Allison Gosney por sus consejos y agradable compañía. Agradezco enormemente a mis queridos amigos y a mi familia, especialmente mis padres, que me
hayan dado siempre su apoyo y me hayan alentado en mis días difíciles y mis largas noches y horas en la carretera. Sin vosotros, simplemente no hubiera podido
disfrutar tanto. Finalmente, mi eterna gratitud para Niv Silberman sin el cual, así
de sencillo, este libro no hubiera existido. Tu ayuda desinteresada e interminable,
tu aliento y entusiasmo han sido mi inspiración.
Fotógrafos Hugo Canabi/Alamy (HC/Alamy), Israel Government Tourist Office (IGTO), Niv
Silberman (NS), PhotoZion.com/John Theodor (PZ), Samantha Wilson (SW)
Cubierta Tzfat, la ciudad mística (IGTO)
Contra Mujer beduina con burro en el desierto del Negev (PZ), Casco antiguo de Jerusalén (PZ)
Portadilla Formación rocosa en el Parque Timna (PZ), Puerto viejo de Jaffa (IGTO), Nubian
Ibex (PZ)
Mapas Alan Whitaker
ISBN: 98-84-92963-52-2
Depósito legal: B-24.793-2010
Editado por Alhena Media conjuntamente con Bradt Travel Guides Ltd, Chalfont
St Peter, UK. Publicado originalmente en inglés por Bradt Travel Guides bajo el título Israel.
Samantha Wilson reconoce el derecho a ser identificada como autora del presente trabajo de
acuerdo a la ley de Copyright, Diseño y Patentes de 1988.
Alhena Media
C/ Rabassa, 54, local 1. 08024 Barcelona
Tel.: 934 518 437
www.alhenamedia.info. [email protected]
Reservados todos los derechos. Ningún contenido de este libro podrá ser reproducido,
ni total ni parcialmente, sin la autorización previa y por escrito de los titulares
del copyright
TUS COMENTARIOS
Israel es un país moderno con una manera de vivir que avanza sin cesar. Hay muchas
cosas que tienden a cambiar rápidamente en este pequeño trozo de tierra. El más
moderno de los cafés mañana quedará obsoleto, los precios de los hoteles fluctúan
con la situación política, cada día hay descubrimientos arqueológicos y el transporte
público se amplía y mejora diariamente. Todo el mundo ve Israel de una forma distinta y me encantaría que los lectores de esta guía me contasen sus experiencias en
Tierra Santa, lo que me ayudaría a preparar la próxima edición de este libro. Si os
encontráis con algo que creéis que debería estar incluido (un hotel que ha perdido
su encanto o un restaurante pequeño y maravilloso), os agradecería que os pusierais
en contacto, para bien o para mal, con nosotros; todo ayudará a que la próxima edición sea mejor: Alhena Media, C/ Rabassa, 54, local 1, 08024 Barcelona.
e [email protected]
7
5
Contenidos
4
6
3
8
10
Capítulo 6
Baja Galilea
163
Nazaret 164, Alrededores de Nazaret 169, Tiberíades 171,
El mar de Galilea (lago de Kinneret) 178, Alrededores
de Tiberíades y del mar de Galilea 182
Capítulo 7
Alta Galilea
Safed 189, Rosh Pina 196, Alrededores de Safed y Rosh
Pina 200, Kiryat Shmona 203, Metula 205, Alrededores
de Kiryat Shmona y Metula 207, Kfar Blum 208,
Alrededores de Kfar Blum 210
189
Capítulo 8
Los Altos del Golán
Historia 214, Cómo orientarse 215, Katzrin 216,
Alrededores de Katzrin 217, Ramot 220, Alrededores
de Ramot 221, Monte Bental 222, Monte Hermón 225,
Alrededores del monte Hermón 226
213
Capítulo 9
El desierto de Negev
Beer Sheva 231, Sde Boker 236, Parque Nacional de Ein
Avdat 239, Parque Nacional de Avdat 239, Mitzpe
Ramon 240
231
Capítulo 10
El mar Muerto y el desierto de Judea
245
Geografía y geología 245, Cómo llegar 246, Visitas guiadas
246, Información práctica 246, Ein Gedi 247, Alrededores
de Ein Gedi 250, Masada 251, Ein Bokek 253, Arad 254
Capítulo 11
El desierto de Arava
Cómo llegar y cómo desplazarse 257, Información
turística 257, Dónde alojarse 257, Dónde comer 258,
Otros aspectos prácticos 258, Qué ver 258, Eilat 260
257
Apéndice 1
Idioma
269
Apéndice 2
Más información
277
9
11
Agradecimientos
Introducción
iii
vii
PRIMERA PARTE INFORMACIÓN GENERAL
1
3
Capítulo 1
Capítulo 2
Información previa
Geografía y conservación 3, Historia 6, Gobierno
y política 15, Economía 18, Población 18, Lengua 21,
Religión 21, Educación 26, Cultura y ocio 27, Deporte 28
Información práctica
Cuándo ir 31, Días festivos y festividades 31, Agencias de
viajes 32, Trámites 33, Embajadas 34, Cómo ir
y cómo volver 35, Salud 37, Seguridad 39, Qué llevar 41,
Dinero, divisas y bancos 42, Presupuesto 42, Cómo
desplazarse 43, Alojamiento 45, Comer y beber 46,
Ir de compras 48, Prensa y comunicaciones 48, Cómo
devolver algo 49
SEGUNDA PARTE LA GUÍA
Capítulo 3
Capítulo 4
Capítulo 5
IV
Jerusalén
Historia 53, Cómo llegar 56, Cómo desplazarse 57,
Información turística 60, Dónde alojarse 61, Dónde
comer 63, Ocio y vida nocturna 65, Ir de compras 67,
Otros aspectos prácticos 69, Qué ver 70, Alrededores
de Jerusalén 95
31
51
53
Índice
281
LISTA DE MAPAS
Tel Aviv-Jaffa
Historia 98, Información turística 98, Cómo llegar 98,
Cómo desplazarse 100, Dónde alojarse 103, Dónde
comer 105, Ocio y vida nocturna 107, Ir de compras 110,
Otros aspectos prácticos 111, Qué ver 112, Jaffa 123,
Alrededores de Tel Aviv 124
97
Costa mediterránea
Nahariya 127, Alrededores de Nahariya 129, Acre 131,
Alrededores de Acre 136, Haifa 137, Parque Nacional del
Monte Carmelo 149, Zichron Ya’akov 155, Cesarea 158
127
Alta Galilea
Altos del Golán
Baja Galilea
Beer Sheva
Costa mediterránea
Desierto de Arava del Norte
Desierto de Arava del Sur
Desierto del Negev
Eilat, centro ciudad
Eilat Sur
Haifa
Haifa, centro ciudad
Iglesia del Santo Sepulcro
Israel
sección
Israel, Camino Nacional
188
212
162
232
126
258
259
230
261
263
138
143
74
color
45
Jaffa, ciudad antigua
Jerusalén
Jerusalén, centro ciudad
Jerusalén, ciudad antigua
Mar Muerto
y desierto de Judea
Monte de los Olivos
Nazaret, ciudad antigua
Mar de Galilea
Safed, ciudad antigua
S. Juan de Acre, ciudad antigua
Tel Aviv, centro ciudad
Tel Aviv/Jaffa
Tel Aviv Sur
Tiberíades
122
52
58/59
72/73
246
88
164
178
190
132
102
96
116/117
172
V
ISRAEL DE UN VISTAZO
Ubicación Oriente Próximo
Países colindantes Líbano, Siria, Jordania, Egipto (territorios palestinos de
Cisjordania y la franja de Gaza)
Extensión 20.330 km2 (22.145km2 incluyendo Cisjordania y la franja de Gaza)
Clima Varía según la latitud: suave en las regiones centrales y del norte; caluroso
y seco en el sur
Sistema de gobierno Democracia parlamentaria
Población 7.282.000 (Oficina Central de Estadísticas, censo de mayo de 2008)
Esperanza de vida Mujeres 81,7 años, varones 79,6 años
Capital Jerusalén (aunque muchos países han establecido su embajada en Tel Aviv)
Otras ciudades importantes Tel Aviv, Haifa, Eilat, Nazaret, Tiberíades, Safed,
Netanya, Beer Sheva, Hadera, Ashdod
Economía Los diamantes, la alta tecnología y los productos agrícolas son sus
principales exportaciones
Paridad del Poder Adquisitivo (PPA) 184,9 billones de dólares
Renta per cápita 28.800 $
Idiomas El hebreo y el árabe son los idiomas oficiales. El inglés está bastante
extendido; también quedan comunidades de habla sefardí
Religiones Judaísmo, Islamismo, Cristianismo, Drusismo, Bahaísmo
Moneda Nuevo shéquel (NIS)
Cambio 1a = 7NIS; 1$ = 3.5NIS; 1£ = 5.5NIS
Aerolínea nacional El Al
Aeropuerto nacional Aeropuerto Internacional de Ben Gurion
Prefijo telefónico internacional +972
Hora GMT +2
Voltaje 220V/50Hz
Pesos y medidas Sistema métrico
Bandera Blanca y azul con la estrella de David en el centro
Himno nacional Hatikvá
Emblema nacional Menorá
Deporte nacional Fútbol
Festivos Rosh Hashaná (septiembre), Yom Kipur (septiembre/octubre), Sucot
(septiembre/octubre), Janucá (diciembre), Purim (febrero/marzo), Pascua judía
(marzo/abril), Conmemoración del Holocausto (abril/mayo), Conmemoración
Nacional (abril/mayo), Día de la Independencia (abril/mayo), Shavuot (mayo/junio),
Tisha Bav (julio/agosto). Las fechas varían en función del calendario judío
VI
Introducción
Israel es una tierra de contrastes desgarradores y dramáticos, una tierra cuya existencia tumultuosa a menudo queda cubierta por un manto sombrío que deja escondida la rica y vibrante vida que palpita por debajo, una tierra de una belleza, una
variedad y un carácter increíbles. Por esta tierra caminaron algunos de los personajes más importantes de nuestro pasado; una tierra que ha visto el nacimiento de religiones universales y las batallas que las siguieron para protegerlas.
Hoy en día, lamentablemente, la palabra «Israel» se ha convertido en sinónimo de
conflicto, tensión religiosa y discusiones políticas, aunque históricamente este pedacito de tierra ha sido una arena de gladiadores donde imperios y creencias se han
levantado y derrumbado, algo que hoy se nos muestra tan verdadero como hace dos
mil años atrás.
Más allá de las cámaras de televisión y de los focos internacionales, la atracción
turística de Israel es sencillamente enorme. Desde los picos cubiertos de nieve que
unen la frontera norte con Siria, hasta las extensiones de desiertos de roca áridos y
extrañamente bellos que forman la puerta hacia Egipto y luego África; este país atesora en su interior casi todos los tipos de paisajes posibles. Como punto de encuentro entre las frías estepas europeas y las tierras desérticas del valle del Rift sirio-africano que es, Israel es un país geográficamente (y políticamente) dividido. Un
remolino de valles verdes, colinas repletas de árboles y arroyos deslizándose forman
la región del norte, salpicada por pueblos que han aguantado el paso del tiempo y en
los que sus habitantes se integran en una vibrante malla de creencias, tradiciones y
culturas que se han conservado con orgullo y firmeza. Como contraste están las tierras del sur, grandes cráteres, pequeños asentamientos y la belleza inhóspita del mar
Muerto engastado en su corazón. El activo y cosmopolita centro de Tel Aviv disfruta con su estatus de centro económico, comercial y diplomático, sus playas salvajes
y su forma de vida secular diametralmente opuesta a Jerusalén. Jerusalén: hay pocas,
si es que hay alguna como ésta, que pueden demostrar la vida que esta increíble ciudad ha vivido, su fuerza de voluntad, su determinación y pasión por sobrevivir
habiendo visto cómo se levantaba por encima de todas las cosas que le sucedían. En
un mapa, Jerusalén es la cruz donde convergen las tres religiones más grandes del
mundo; es un lugar como no existe ningún otro, donde el más agnóstico de todos
los visitantes queda absolutamente sobrecogido.
Israel es un país moderno que ha creado, gracias a sus millones de inmigrantes,
incontables creencias e innumerables culturas, un encanto y un aire únicos en el
mundo. Combínenlo con sus tesoros históricos y geológicos y enseguida se hace
evidente por qué tantos han luchado tanto tiempo para conservarlo.
VII
KEY TO SYMBOLS
International boundary
Synagogue
Palestinian enclave boundary
Mosque
UN Demilitarised zone boundary
Church/chapel/cathedral
National park/protected area
Cemetery (Jewish/Muslim/Christian)
National forest park/reserve
Tomb
Airport (international/domestic)
Bank/bureau de change
Ferry (pedestrian)
Statue or monument
Motorway/main road
Archaeological/historic site
Other road/4x4 track
Summit (height in metres)
Pedestrianised town street
Garden
lllllllIIIlll Stepped ways (paths)
VI
V
Campsite
Underground railway/subway
Car hire
Cable car
Cycle hire
The Stations of the Cross route
Camel riding
National trail/footpath
Urban park
Bus station etc
Urban market
Car park
Shopping centre/mall
Hotel, inn etc
Defined “old town” area
Nightclub/casino
Cruiseships
Restaurant
Airport runway
Bar
Built-up area
Café
Coral reef
Internet access
Viewpoint
Embassy
Lighthouse
Tourist information
Hot Springs
Post office
Waterfall
Hospital/clinic
Cave/grotto
Pharmacy/surgery/dentist
Crater edge
Museum or art gallery
Salt lake or pan
Theatre/cinema
Industrial complex
Important/historic building
Beach
Castle/fort
Bird-watching area
Ancient city gate
Skiing
City wall
VIII
Windmill
Railway
Primera parte
INFORMACIÓN GENERAL
13
Información previa
GEOGRAFÍA Y CONSERVACIÓN
PARQUES NACIONALES Israel tiene actualmente 65 parques nacionales y 150 reservas
naturales, gestionados por la Dirección de Parques y Protección de la Naturaleza de Israel
(INPA) (www.parks.co.il). Contrariamente a muchos otros países en que «parque nacional» implica grandes áreas de tierra abierta y protegida, en Israel el término se usa para
denominar cualquier área protegida, tanto si es un pequeño sitio de interés arqueológico,
como un gran cañón o un jardín con fuentes termales. Los castillos y fortalezas, iglesias,
sinagogas, oasis del desierto, cuevas, ríos, cascadas y flora y fauna integran también la lista
de parques nacionales del país. En casi todos los parques se cobra una entrada cuyo beneficio se destina al mantenimiento y gestión de los mismos. Se pueden comprar tarjetas de
descuento en todas las oficinas de los parques por 250 NIS por persona (o 275 NIS para
dos personas); son válidas durante un año y permiten entrar u obtener descuentos en casi
todos los parques nacionales y reservas naturales del país.
FLORA La Biblia describe Tierra Santa como «una tierra de trigo y cebada, de viñas,
higueras y granadas, una tierra de olivos y miel». Esta riqueza de plantas, que no se ve en
otros países de Oriente Próximo, se debe al clima y geología variados y a su posición geográfica. Se han registrado un total de 2.380 especies de flora, muchas de ellas amenazadas o endémicas. La región Mediterránea es la que tiene la mayor concentración de plantas, entre las que las especies alpinas crecen con fuerza, principalmente a lo largo de la
cresta del monte Carmelo, en el valle de Jezreel y en la región de Galilea. En el desierto,
las plantas se encuentran dispersas a excepción de pequeñas concentraciones de vegeta3
Información previa GEOGRAFÍA Y CONSERVACIÓN
Israel está situado en la parte más occidental de Oriente Próximo. Esta franja de tierra
estrecha y larga se parece a un diamante y en el sur termina en forma de punta en el mar
Rojo. Limita con el Líbano y Siria en el norte, Jordania al este y Egipto al suroeste, y la costa
este linda con el mar Mediterráneo. Con 470 kilómetros de largo y 135 kilómetros en la
parte más ancha, cabe distinguir tres regiones geográficas sumamente contrastadas. En el
oeste está la fértil llanura costera, donde se sitúan las ciudades más grandes, como Tel Aviv
y Haifa, y es la región con más densidad de población del país. Los bosques, valles, montañas y ríos que pintan el norte y el este del país comprenden la verde región de Galilea y
el salvaje trecho de los Altos del Golán, así como el mar de Galilea, de agua dulce, el río
Jordán y el pico más alto de Israel, el monte Hermón (2.224 metros). Más de la mitad de
Israel es desierto, que se extiende hacia el sur hasta el mar Rojo y la ciudad de Eilat.
El mar Muerto representa la frontera oriental con Jordania y es el punto más bajo de
la Tierra, puesto que se encuentra a 400 metros por debajo del nivel del mar. Situado en
el vasto valle del Rift sirio-africano, su elevadísima salinidad impide que pueda sobrevivir en él cualquier tipo de organismo, siendo los oasis de agua dulce esparcidos por el
desierto la única fuente de vida para la flora y la fauna de la región. El sur de Israel, que
comprende el rocoso Negev, Arava y los desiertos de Judea, está escasamente poblado y
las rutas de transporte son pocas y se encuentran alejadas entre sí.
1
MOSHAV Y KIBUTZ
Alrededor del 8 % de la población de Israel vive en áreas rurales, divididas entre pequeñas ciudades, pueblos y dos tipos de cooperativas únicos en el país. Estas cooperativas,
los moshav y los kibutz, aparecieron a principios del siglo XX y actualmente constituyen
una parte indisociable de la estructura social y paisajística del país.
KIBUTZ La palabra kibutz significa «reunión» en hebreo y se utiliza para describir un
MOSHAV Creado a principios del 1900, un asentamiento moshav era un pueblo colectivo basado en la agricultura. Cada familia mantenía su propia granja y su hogar, y la tierra se dividía entre los miembros de la familia. Hoy, existen 451 moshav, que acogen al
3,4 % de la población, y aunque las actividades económicas de las granjas siguen siendo la columna vertebral de gran parte de la agricultura del país (sobre todo ganadería, producción láctea, avicultura), las familias llevan un estilo de vida más independiente y por lo general trabajan fuera del asentamiento. El entorno tranquilo, seguro y
familiar que reina en estos asentamientos está hoy muy buscado y, como tal, la propiedad raramente pasa al mercado. Los hijos de los miembros de los moshav tienen
derecho a la propiedad al alcanzar la mayoría de edad y a menudo escogen quedarse y construir su propia familia. En muchas partes del país, la increíble popularidad de
los zimmers (véase página 46), alojamientos rurales de lujo privados, ha provocado
que el turismo tuviera un papel importante en la economía de los moshav y los ha
hecho todavía más atractivos.
ción densa en los oasis como Ein Gedi y Ein Avdat. Israel es conocido por ser la tierra más
septentrional que tiene especies como la caña de papiro y la más meridional que cuenta
con plantas como la peonía roja y el único lugar donde todavía crece el álamo de Pulfrates.
Las famosas azucena blanca y Gilboa iris, así como los pocos comunes robles nudosos de
Kermes y los viejos olivos, decoran la fértil tierra del norte, mientras las altísimas palmeras crecen en los suelos del desierto árido subsahariano.
FAUNA SALVAJE
Mamíferos En Israel hay 116 especies de mamíferos que, comparado con las cien espe-
cies registradas en Europa, es un número muy elevado. El país es un cruce para animales que provienen de la región alpina europea en el norte y para los que llegan desde las
4
Pájaros El cielo y los valles de Israel, situados en el paso migratorio principal, acogen
estacionalmente cientos de especies de pájaros que se paran en su viaje al norte o al sur.
Se han registrado un total de 510 especies de pájaros, y las reservas para la observación de
aves como las del valle de Hula y Eilat son los principales lugares donde se puede ver el
maravilloso despliegue de especies, incluyendo grullas, halcones abejeros y pelícanos.
Entre los que viven permanentemente en Israel están las amenazadas grullas, los alimoches y las águilas imperiales y moteadas. Los parques nacionales de Gamla y Yehudiya son
los mejores lugares para avistar buitres salvajes planeando por los aires; además, la
SIGUIENDO LAS HUELLAS DE LOS ANIMALES BÍBLICOS DE ISRAEL
Hai Bar es una organización de ámbito nacional cuyo principal objetivo es preservar
las especies animales amenazadas del país y reintroducir las especies indígenas que
fueron cazadas hasta provocar su desaparición en su hábitat tradicional. Los leones,
guepardos, osos y cocodrilos, algunos de los antiguos habitantes más feroces del país,
no forman parte, obviamente, de este proyecto, pero otras más dóciles, como el
gamo y el corzo, el oryx de Arabia, el avestruz etiópica y el onagro (un tipo de asno
salvaje) están siendo reintroducidos en este delicado ecosistema. Recientemente se
liberaron con éxito en el árido y salvaje desierto de Arava dos manadas de onagros
junto con ejemplares del oryx de Arabia, fácilmente reconocibles en el paisaje gracias
a sus impresionantes cuernos. La reserva Yotvata Hai Bar alberga muchas
especies que todavía deambulan por las tierras del sur, similares a la sabana. Existe la
posibilidad de hacer un safari encantador y visitar un pequeño zoo: una excursión muy
recomendable para ver cómo era el desierto hace años. Gracias a un esfuerzo constante, las hienas, los caracales, los leopardos, los lobos, las gacelas, los zorros de la
arena, los fenecs, los erizos del desierto y muchas especies de aves y reptiles han
mejorado bastante su posición en la lista de especies amenazadas.
Hay un gran proyecto en curso para que tanto el corzo, cuyo último ejemplar nativo fue abatido en el bosque de Carmel en 1912, como el gamo regresen a su hábitat original. Cuando Israel mantenía mejores relaciones con Irán, se trajo a Israel una
pequeña manada de gamos persas para que criaran y para reintroducirlos en la naturaleza. Actualmente, la reserva de fauna salvaje Carmel Hai Bar (Ø 04
984 1750/2; ! de 8 a 16.00 horas; entrada adulto/niño 18/8 NIS) acoge la mayor
población mundial de gamos, muchos de los cuales han sido liberados con éxito. Las
ovejas y las cabras salvajes, el buitre, el alimoche y el águila perdicera también crían en
la reserva, que se sitúa 300 metros al sur de la entrada principal de la Universidad de
Haifa, en la carretera 672. No siempre está abierto durante las horas convenidas, por
lo que se aconseja llamar antes. Disponen de otro santuario importante de buitres
que se sitúa cerca de la fortaleza que se encuentra en la cima de Kochav Hayarden
(véase página 182).
Los visitantes pueden entrar en las reservas para apreciar de cerca estos animales
bíblicos. La aportación de las entradas constituye una contribución muy valiosa para
que puedan continuar trabajando con éxito. Muchas especies, incluso las más temibles,
también se pueden observar en el Zoo Bíblico de Jerusalén, que está muy involucrado con los esfuerzos de conservación (véase página 94).
Información previa GEOGRAFÍA Y CONSERVACIÓN
asentamiento rural colectivo y autónomo en el que sus miembros toman decisiones
juntos para el bien de la comunidad, y en el que la riqueza y la propiedad se comparten. El kibutz apareció en Israel a finales del siglo pasado y fue creado por colonos
judíos en Palestina. El primer kibutz fue el de Deganya Alef, justo al sur del mar de
Galilea (véase página 181). Durante décadas, el ideal comunitario atrajo también a nojudíos, que vivían en los asentamientos como voluntarios. Los padres habitaban en
áreas separadas de los hijos, las comidas eran comunes y las casas eran propiedad de
la comunidad. Actualmente, sin embargo, el concepto original se ha perdido y aunque
los kibutz (kibutzim es la forma del plural) todavía están muy unidos, muchas comidas
siguen teniendo lugar en salas comunales y el funcionamiento económico del kibutz
sigue siendo autónomo, la mayoría de sus miembros pueden comprar sus propias
casas, trabajar fuera y vivir de un modo un poco más independiente. Hoy por hoy, el
1,7 % de la población vive en kibutz y sus economías están centradas mayormente en
la agricultura, el turismo, la industria y los servicios (muchos kibutz organizan celebraciones de bodas poco comunes).
regiones desérticas de Arabia y África en el sur. Los animales más numerosos son las
gacelas, los jabalíes, los zorros, los íbex de Nubia y otros los que raramente se pueden
ver, como los leopardos, las hienas, los jacales, los lobos y los onagros. Se ha hecho un
esfuerzo considerable para reintroducir muchas especies bíblicas, puesto que desaparecieron debido a la caza masiva. El Zoológico Bíblico de Jerusalén (véase página 94) y las
reservas naturales de Hai Bar son los centros principales (véase el recuadro siguiente).
1
5
Dirección de Parques y Protección de la Naturaleza de Israel tiene una estación de investigación y un refugio cercano a Kochav HaYarden, en la parte baja de Galilea.
Reptiles Existen 97 especies de reptiles y siete de anfibios en este país; la mayoría han
desaparecido debido a la expansión urbana y agrícola, que ha comportado una disminución de su hábitat. Los escorpiones todavía se pueden ver en el desierto, y en el resto del
país se pueden observar varias especies de serpiente. Las tortugas verdes anidan casi
exclusivamente en Israel, Chipre y Turquía, y los investigadores piensan que actualmente quedan menos de 1.000 hembras vivas.
La tortuga boba, mucho más común y con grandes poblaciones en Grecia, Chipre y
Turquía, también anida en Israel, Siria y norte de África, aunque su número está bajando.
Vida marina La costa del mar Rojo de Eilat acoge varias especies de vida marina tropical, aunque los arrecifes de coral que antes crecían se han sobreexplotado, provocando
que actualmente ya no conserven su esplendor. Sin embargo, en las costas del sur se pueden ver delfines, pulpos, infinidad de especies de peces e incluso ocasionalmente tiburones ballena.
DIAGRAMA CLIMÁTICO
Temp. media enero ºC
Temp. media agosto ºC
Días de lluvia anuales
Pluviosidad anual (mm)
HISTORIA
Tzfat
4–9
19–29
58
712
Haifa
9–17
24–31
51
540
Tiberíades Tel Aviv
9–18
10–17
23–38
24–30
47
46
407
524
Jerusalén
6–12
19–29
44
553
Eilat
10–21
26–40
5
32
AL PRINCIPIO... «Al principio Dios creó el cielo y la tierra.» Si preguntáis a cualquier
judío practicante cuándo empezó la historia de Israel, os dirá que fue más o menos en
esta época. Históricamente, la tierra que hoy es el Israel moderno, siempre ha sido un
cruce de eventos mundiales, en el que imperios, religiones y culturas han chocado o
confluido. En el siglo XXIV, fue el centro entre Egipto, Asiria, Mesopotamia y Asia
Menor, y en el segundo milenio antes de la era común (término usado en vez de antes
de Cristo en países no cristianos) varias tribus empezaron a invadir el país, que en aquellos tiempos estaba habitado por los cananeos. Alrededor de los siglos XIX y XX antes de
la era común, el libro del Génesis de la Biblia hebrea describe la aparición de tres patriarcas judíos: Abraham, Isaac y Jacob, el último de los cuales era conocido también con el
nombre de Israel. La Biblia cuenta que Abraham fue enviado a Canaán para crear una gran
6
LOS ISRAELITAS Y LA EDAD DE HIERRO (1200-586 A.C.) A lo largo de los dos siglos
siguientes, los israelitas conquistaron la tierra, una época que fue llamada Periodo de los
Jueces. Durante esta época de feroces guerras, la gente entregaba su lealtad a los jueces, que
se erigieron en líderes de su tiempo. Los fraccionados ejércitos eran débiles y sufrían incursiones de los filisteos, una tribu proveniente de Asia Menor que se había establecido a lo
largo de la costa occidental. En el año 1020 antes de la era común, la coronación del rey
Saúl, el primer monarca judío, representó la unificación de los israelitas. A la derrota de
éste contra los filisteos, David ascendió al trono y fue bajo su reinado cuando se conquistó Jerusalén (gracias a la victoria sobre los jebuseos) y ésta fue declarada capital del reino.
Salomón, hijo de David, le sucedió en el trono en 965 antes de la era común y no sólo
expandió el reino de forma masiva, sino que también encargó la construcción del Templo
de Jerusalén. Cuando murió Salomón, los disturbios civiles condujeron a la división de la
monarquía y al nacimiento de dos reinos: el de Israel en el norte, gobernado por diez tribus, y el de Judá en el sur, liderado por dos tribus. En el año 721 antes de la era común, los
asirios conquistaron el reino de Israel y sus diez tribus fueron obligadas a exiliarse. En el
año 586 a.C., el reino de Judá sufrió un destino parecido a manos de los babilonios, que
destruyeron Jerusalén y saquearon el Templo.
LOS PERSAS, ALEJANDRO MAGNO Y LOS ASMONEOS (538-63 A.C.) Los persas con-
quistaron Babilonia en el año 538 antes de la era común y el rey Ciro permitió a la tribu
de Judá el regreso a Jerusalén. Entonces, alrededor del siglo VI antes de la era común,
construyeron el segundo Templo. En todo el periodo persa, los judíos prosperaron y se
fortalecieron, y de hecho la Knéset Hagedolah (Gran Asamblea, véase página 15) tiene
sus orígenes en esta época. Sin embargo, en el año 332 antes de la era común, el dominio persa terminó con la conquista de Alejandro Magno. Después de su muerte, en el
año 323 antes de la era común, se sucedieron varias batallas por su legado, y por el
trono, una batalla que finalmente ganó Seleuco I, que fundó la dinastía seléucida de
Siria. Este periodo se conoce en la historia como el periodo helenístico, en el cual la
unión de los últimos descendientes del reino griego de Alejandro con los persas dio
lugar a una época cultural claramente griega, incluso bajo dominio seléucida. En esta
época, las sinagogas se habían convertido en el centro de la comunidad judía, y cuando
los gobernantes seléucidas empezaron a reprimir la religión judía, imponiendo a la
población la cultura, lengua y creencias griegas, los judíos se alzaron en una revuelta en
el año 166 antes de la era común liderada por los macabeos, una familia judía de patriotas (actualmente se celebra este suceso con la festividad de la Jánuca). Ello llevó al establecimiento de los asmoneos judíos, que acabarían excluyendo a los seléucidas e imponiendo su propia religión en el territorio. Durante este periodo de gobierno judío, las
tensiones religiosas provocaron el surgimiento de grupos disidentes, de los que cabe
destacar los esenios, que se cree que son los autores de los Manuscritos del mar Muerto
encontrados en Qumrán (véase la página 250).
JESÚS Y LOS ROMANOS (63 A.C.-212 D.C.) En el año 63 antes de la era común,
Pompeyo tomó Jerusalén y reemplazó a los seléucidas como la gran potencia de la
región, y degradó al rey asmoneo, Hircano II, a ser rey bajo dominio romano. La población judía era hostil al nuevo régimen y las rebeliones condujeron al final de los asmoneos y al poder romano sobre la tierra de Judea. En el año 37 antes de la era común,
Herodes el Grande fue nombrado rey, convirtiéndose en uno de los gobernantes más
7
Información previa HISTORIA
CLIMA Israel tiene un clima mediterráneo subtropical con veranos calurosos e inviernos
suaves. Los meses de verano van de abril a octubre con temperaturas que llegan a sus máximos en julio y agosto. Aun así, las condiciones climáticas varían considerablemente. La costa
mediterránea del país tiene veranos muy calurosos y húmedos e inviernos suaves y lluviosos; en cambio las regiones montañosas del norte y del este (incluyendo Jerusalén) son
menos húmedas en verano, pero tienen inviernos moderadamente fríos, y esporádicamente nieva. El monte Hermón tiene nieve casi todo el año, aunque en los últimos tiempos las
nevadas han disminuido significativamente. El desierto es caluroso con condiciones excepcionalmente áridas. A veces, muy pocas, hay inundaciones repentinas durante grandes lluvias, porque el agua corre por la superficie impermeable de la roca del desierto. Para más
información, se puede consultar el Servicio Meteorológico de Israel (Ø 03 968 2121).
nación y traer bendición a los demás. Cuando la hambruna asoló la región, los israelitas se
fueron a Egipto, donde, según fuentes bíblicas, vivieron en esclavitud durante 400 años.
Guiados por Moisés, huyeron hacia la libertad y vagaron por el desierto durante los
siguientes cuarenta años antes de volver a establecerse en Canaán. Cada año, la fiesta
judía del Pésaj (Pascua) conmemora el Éxodo.
1
LOS MAMELUCOS Y LOS OTOMANOS (1291-1917) Durante todo el dominio mameluco, el
país quedó sumido en una estado sombrío, puesto que estaba gobernado desde Damasco y
se convirtió así en una provincia periférica. Los prósperos puertos de Acre y Jaffa fueron
destruidos por miedo a que llegaran más cruzadas, y la economía del territorio se debilitó.
Al término de la Edad Media, las ciudades estaban en ruinas, Jerusalén abandonada y las
pequeñas comunidades judías, cristianas y musulmanas que quedaban vivían en una terrible penuria, situación que se volvió más nefasta tras violentos terremotos y una plaga devastadora de langostas. Las fuentes estiman que no quedaron más que 200.000 personas en el
territorio cuando empezó el periodo otomano en 1517.
Los turcos otomanos gobernaron Palestina durante los siguientes 400 años, hasta el
comienzo de la Primera Guerra Mundial, desde su centro de poder situado en
Estambul. Constantinopla erigió un contexto de gobierno disciplinado y a su sucesor,
Solimán el Magnífico, se atribuye la construcción de las grandes murallas de Jerusalén.
La reducida población judía que habitaba en Palestina cuando los Otomanos llegaron
creció rápidamente gracias a la llegada de inmigrantes del norte de África y de Europa,
y Tzfat se convirtió en un importante centro de aprendizaje (véase página 189). Sin
embargo, con la muerte de Solimán en 1566, las cosas empeoraron y el país cayó una
vez más en decadencia.
LOS BIZANTINOS (313-636 D.C.) En el año 313 de la era común, Constantino el
SIONISMO El sionismo es un movimiento judío que tuvo lugar en el siglo XIX para
Grande fundó el Imperio bizantino y legalizó el cristianismo. Una afluencia de peregrinos y una fase muy activa de construcción provocaron la aparición de una gran cantidad
de iglesias y monasterios en todo el país (se ha fechado un total de unos 450 edificios
eclesiásticos de esta época). En el año 614, los persas invadieron Palestina con la ayuda
de los judíos, y como muestra de gratitud se les otorgó el permiso para volver a gobernar en Jerusalén. Pero ésta fue una victoria corta, puesto que tres años más tarde el ejército bizantino derrocó a los persas y volvió a expulsar a los habitantes judíos.
DOMINIO ÁRABE (636-1099) Cuatro años después de la muerte del profeta Mahoma,
sucedida en el año 632, el califato (Imperio islámico árabe) conquistó Jerusalén bajo el califa Omar junto con los territorios de Mesopotamia, Siria, Palestina y Egipto. Según la tradición musulmana, Mahoma ascendió al Cielo desde Jerusalén y, como tal, se considera
esta ciudad como la tercera ciudad sagrada del islamismo. En el año 638, el califa Omar
construyó la primera mezquita en el lugar del destruido segundo Templo, mejorada por el
noveno califa Abd al-Malik con la construcción del la Cúpula de la Fortaleza en el año 691.
Durante los primeros años de dominio árabe, a los cristianos (y a los judíos) se les permitía entrar en Jerusalén, pero a partir del siglo XI se les denegó el permiso, induciendo al
papa Urbano II a promover la cruzada para liberar la Ciudad Santa del poder musulmán.
LAS CRUZADAS Y SALADINO (1099-1291) En los siguientes 200 años, las cruzadas pro-
venientes de Europa occidental dominaron el país con la intención de restituir la cristiandad en el territorio. La brutal e implacable primera cruzada terminó en 1099 con la toma de
Jerusalén y la masacre de la mayor parte de los ciudadanos judíos y musulmanes. En las
8
décadas siguientes, los cruzados extendieron su poder a todo el país por la vía diplomática
o, la mayoría de las veces, por la fuerza, dirigida desde su red de fortalezas y castillos esparcida por todo el país. El resultado fue el nacimiento del Reino latino de Jerusalén, primero
bajo del poder de Godofredo de Bouillon y luego de su hermano Balduino.
En 1187, Saladino, el sultán musulmán de Egipto, volvió a tomar Jerusalén después de
haber ganado la intensa batalla de Hittin. Aunque su muerte, acaecida cuatro años después, permitió a los cruzados ganar otro punto estratégico en el país, permanecieron limitados en sus castillos y fortalezas y sufrieron numerosas incursiones, que terminaron con
su derrota en San Juan de Acre, su último baluarte, contra los mamelucos.
lograr establecer una patria para su pueblo. Una vez dejados atrás los oscuros años de
poder otomano, empezaron a surgir muestras de recuperación: los gobiernos occidentales se interesaron por Palestina y abrieron consulados en Jerusalén, se reabrieron las
conexiones comerciales, se construyó la autopista de Jerusalén a Jaffa y el territorio volvió a ser una encrucijada continental.
Posteriormente, el número de judíos aumentó en las cuatro ciudades santas de
Jerusalén, Tzfat, Hebrón y Tiberíades, y creció también el antisemitismo en los países de
Europa y los pogromos en Rusia. El barón francés Edmond de Rothschild (véase página
155) invirtió en los asentamientos judíos y se fundó Deganya, el primer kibutz. El hebreo
se reactivó entre la población judía, se fundó la nueva Jerusalén y la moderna Tel Aviv creció fuera de Jaffa. En 1897, Theodor Herzl inició un movimiento sionista en el Primer
Congreso Sionista mundial, celebrado en Basilea, Suiza. A ello se añadió la firma de la
Declaración de Balfour en 1917, en la que el Secretario de Relaciones Exteriores británico aprobaba el establecimiento en Palestina de un «hogar para el pueblo judío», siempre y
cuando no perjudicara los derechos religiosos y civiles de los no-judíos que allí vivían.
PODER BRITÁNICO E INMIGRACIÓN JUDÍA (1918-48) En la Primera Guerra Mundial,
Turquía se alió con Alemania. Con la Declaración de Balfour recién firmada, los británicos se estaban aliando con los árabes, y les prometieron su apoyo en la independencia a cambio de que hicieran la guerra contra los otomanos. En 1916, la Rebelión Árabe,
con la ayuda de Thomas Edward Lawrence (llamado Lawrence de Arabia), declaró la
guerra a los otomanos. Cuando en 1917 el general Allenby tomó Jerusalén con una cálida bienvenida árabe, pocos sabían que Francia, Gran Bretaña y Rusia habían firmado el
9
Información previa HISTORIA
poderosos del Imperio romano. Bajo su reinado, la ciudad costera de Cesarea se situó en
el mapa como uno de los puertos marítimos más importantes del mundo, y se construyó la fortaleza de Masada (véase página 252) como lugar de diversión del rey, a la vez que
se dio una nueva imagen al templo. A pesar de (o puede que con pesar) estos logros, los
judíos estaban descontentos y las revueltas dieron lugar a la destrucción del segundo
Templo a manos de Tito. Un último intento en el año 123 de nuestra era (término usado
en lugar de después de Cristo) para exigir la liberación de los judíos no llegó a buen término después de un levantamiento ambicioso, aunque fallido, liderado por Simón ben
Koziba. Según Flavio Josefo, un historiador del primer siglo, cientos de miles de judíos
se exiliaron y se dispersaron por todo el imperio, un suceso conocido como la Diáspora
judía. Jerusalén fue arrasada y encima de ella se construyó una ciudad entera llamada
Aelia Capitolina. Después de esto, Judea tomó el nombre de Siria Palestina.
Jesús de Nazaret nació en los primeros años de poder romano. Sin embargo, no fue hasta
300 años más tarde cuando los romanos legalizaron el cristianismo y éste se convirtió en
religión oficial. Los detalles de la vida de Jesús —especialmente de los primeros años— se
toman principalmente de los Evangelios, que cuentan que descendía del rey David, hablan
de la Inmaculada Concepción de su madre, María, y cuentan que, según el censo del rey
Herodes, nació en Belén después del periplo de José y María. Aun así, los Evangelios no
mencionan nada de él entre los 12 años de edad hasta que empezó su ministerio 18 años
más tarde, después de su bautizo, realizado por Juan Bautista (véase página 182).
Para los judíos, lo que quedaba del periodo romano se caracterizó por la supervivencia de sus comunidades, que estaban esparcidas por todo el territorio y más allá. El
cuerpo judicial y legislativo supremo, conocido como el Sanedrín (sucesor de la Knéset
Hagedolah), se volvió a reunir en el año 70 de la era común en Tiberíades, reforzado
con el tiempo por los exiliados que volvían al país. Durante los años de exilio se escribieron los textos más importantes del Judaísmo: la Misnah (el libro de la ley oral judía)
en el siglo III de la era común, escrito por el rabino Judah HaNassi, y el Talmud (un
comentario sobre la Misná) en el siglo IV d.C.
1
acuerdo secreto llamado Convenio Sykes-Picot que dividía Oriente Próximo. Francia
administraría el Líbano y Siria y Gran Bretaña, Iraq y Transjordania. Palestina quedó
bajo administración internacional hasta el fin de la Primera Guerra Mundial, cuando la
primera Sociedad de Naciones confió Palestina a los británicos bajo la forma de mandato. Como el área este del río Jordán no tenía que estar incluida dentro del nuevo
hogar judío, Transjordania se transformó en el Reino Hachemita de Jordania.
Las autoridades del mandato británico concedieron a los judíos —y a los árabes, aunque en un grado muchísimo menor— el derecho a administrar sus propios asuntos
internos. En 1922, tal como se estipulaba en el mandato, se fundó la Agencia Judía. En
este periodo la cultura judía se expandió y el hebreo fue reconocido como idioma oficial
junto con el inglés y el arábigo, para el disgusto de la población árabe, que veía cómo iba
perdiendo su tierra. Los disturbios árabes culminaron con los disturbios de Jaffa y con la
posterior emisión de un libro blanco con el cual los británicos restringieron el número
de judíos que podían inmigrar. En esta época habían llegado al país dos aliyah («traslados» o inmigraciones judías a gran escala); a principios de la década de 1920 desde Rusia
y al final de la década desde Polonia. La última gran oleada de inmigración (alrededor de
165.000 personas) antes del comienzo de la Segunda Guerra Mundial fue en los años
treinta, cuando Hitler llegó al poder en Alemania.
EL ESTADO DE ISRAEL Y LA GUERRA DE SUEZ Después de la guerra, Israel empezó a
construir un estado: se fundó la Knéset (el parlamento de Israel), el país se convirtió en
el quincuagésimo noveno miembro de Naciones Unidas, David Ben Gurion fue democráticamente elegido primer ministro y entre 1949 y 1951 unos 700.000 judíos inmigraron a Israel. A principios de 1949, los armisticios entre los países enfrentados, a excepción de Iraq, venían a confirmar la situación alcanzada al finalizar la guerra, en la cual
Jordania controlaba la mitad de Jerusalén y Cisjordania.
Con todo, el armisticio no llegó a cumplir el objetivo de una paz duradera y los problemas de seguridad en Israel se acentuaron. En 1956, el presidente de Egipto Gamal
Abdel Nasser contraatacó a los EUA y a los británicos después de que éstos retiraran
recursos del proyecto de la presa de Asuán debido al pacto de Nasser con la Unión
Soviética. En su contraataque nacionalizó el canal de Suez, retirando a los propietarios
10
LA GUERRA DE LOS SEIS DÍAS (1967) Enfurecido por las pérdidas ocasionadas por la
guerra de Suez, Nasser animó a la Organización para la Liberación de Palestina (OLP)
a continuar sus ataques a los asentamientos judíos y formó una alianza de estados árabes, que empezaron a prepararse para la guerra. Todo esto, combinado con los ataques
de la artillería siria en el norte y la vuelta al bloqueo de los estrechos de Tirán, provocó
que Israel lanzara un ataque preventivo contra Egipto el 5 junio de 1967, diezmando sus
fuerzas aéreas. El rey Hussein de Jordania estaba listo para atacar, pero en dos días los
israelíes habían tomado Jerusalén. Al día siguiente, las FDI volvieron a llegar al canal de
Suez y los egipcios retrocedieron, con lo que quedaron básicamente fuera de la guerra.
Una vez controlado, se centraron en Siria, que había visto la destrucción de dos tercios
de sus fuerzas aéreas a manos de los aviones de las FDI. Las fuerzas israelíes penetraron
en los Altos del Golán y el 10 de junio Israel y Siria firmaron un acuerdo para el alto el
fuego. El resultado de la guerra hizo necesario volver a dibujar el mapa de Oriente
Próximo. Judea, Samaria, Gaza, la península del Sinaí y los Altos del Golán estaban
ahora bajo control israelí y Jerusalén volvió a quedar unificada.
LA OLP Después de la guerra de los Seis Días, la situación de los refugiados palestinos
empeoró y la paz en Oriente Próximo se iba alejando. Naciones Unidas no se sentía cómoda con el territorio ganado por Israel y le instó a devolverlo. Israel lo rechazó, aunque estuvo de acuerdo en considerar el retorno de la tierra en pro de un plan global para la paz. Los
estados árabes estaban promoviendo la destrucción de Israel y las negociaciones para la paz
no cabían en modo alguno en sus agendas. Dando todo su apoyo a la Organización para la
Liberación de Palestina (creada en 1964 por la Liga Árabe para obtener un nacionalismo
palestino más organizado que el que ofrecían los dispersos fedayines o las guerrillas, principalmente Al-Fatah), les instaron a continuar con la racha de ataques terroristas en Israel, ataques que provenían del Líbano, Jordania, Siria, Cisjordania y la franja de Gaza. En 1969, el
líder de Al-Fatah, Yasser Arafat, fue elegido presidente de la OLP. Los ataques a Israel desde
Jordania no solamente abrieron brechas en las recién empezadas y secretas negociaciones
para la paz entre el rey Hussein e Israel, sino que los palestinos consiguieron crear un estado dentro del estado, que se estaba convirtiendo en una amenaza para Jordania. En 1970,
una guerra corta pero sangrienta entre el ejército de Jordania y los fedayines de la OLP provocó que éstos corrieran a refugiarse al Líbano. Las importantes pérdidas provocadas por los
palestinos se conocen como el Septiembre Negro.
LA GUERRA DE DESGASTE (1969) A principios de 1969 se sucedieron las escaramuzas
entre las armadas egipcia e israelí a lo largo del canal de Suez, que pronto se convirtieron en
la guerra de Desgaste. Con la ayuda del equipamiento militar pesado proporcionado por la
Unión Soviética, el humillado ejército egipcio buscaba venganza por la guerra de los Seis
Días y llevó a cabo una campaña militar que causó muchas bajas en las tropas israelíes.
Como respuesta, la presidenta de Israel, Golda Meir, contraatacó con más fuerza. Al año
11
Información previa HISTORIA
DIVISIÓN, DECLARACIÓN Y GUERRA Después del Holocausto, que provocó el genocidio de seis millones de judíos y una inmigración posterior a Palestina, los británicos
intensificaron las restricciones. Entre 1945 y 1948, sin embargo, milicias judías clandestinas sacaron a 85.000 personas pese al bloqueo naval y los controles fronterizos. Entre
las discrepancias tanto de judíos como de árabes y las revueltas de ambos contra los británicos, el gobierno británico recurrió a Naciones Unidas. El 29 de noviembre de 1947,
esta organización propuso una partición con la cual el territorio se dividiría entre un país
judío y uno árabe, y en la que Jerusalén estaría gobernado por Naciones Unidas. Los judíos aceptaron a regañadientes la partición, pero los líderes árabes palestinos y los líderes de
los países árabes vecinos la rechazaron.
El 14 de mayo de 1948, el mismo día en que acabó el mandato británico en Palestina,
Israel declaró la independencia. En cuestión de horas, a los árabes palestinos se le habían
unido las fuerzas de Egipto, Jordania, Siria, el Líbano e Iraq, que respondieron contra
la declaración, comenzando así la guerra árabe-israelí de 1948. Aunque Israel pudo
defender gran parte de su nuevo país, se retiró de Gaza en favor de los egipcios y de
Cisjordania y de media Jerusalén en favor de los jordanos, zona que fue anexada a
Jordania. Miles de palestinos irrumpieron en estas áreas controladas por los árabes, creando campos de refugiados abarrotados. Hoy, llamamos a la guerra árabe-israelí de 1948 alNakba, o la Catástrofe, en la que se estima que 15.000 palestinos perdieron la vida y
700.000 más se convirtieron en refugiados. Aunque ganara Israel, éste también tuvo un
coste humano: unos 6.000 israelíes murieron en la guerra.
franceses y británicos de su gestión. El bloqueo a los cargamentos israelíes, los crecientes preparativos militares en la península del Sinaí, el bloqueo de los estrechos de Tirán
y el acuerdo para una triple alianza militar entre Egipto, Siria y Jordania desembocaron
en la creación de las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI), aliadas con Francia y Gran
Bretaña, y en el inicio de la guerra de Suez. A lo largo de una campaña de ocho días, las
FDI consiguieron ocupar la franja de Gaza y toda la península del Sinaí, deteniéndose a
16 kilómetros del canal de Suez. El 30 de octubre, tal como estaba planeado, Gran
Bretaña y Francia emitieron un ultimátum en el que exigían a Israel y Egipto que renunciaran al control del canal de Suez. Egipto no lo aceptó y el 31 de octubre Gran Bretaña
y Francia respondieron a ello bombardeando las bases militares egipcias, lo que les permitió volver a tomar la gestión del canal. Los EUA y la Unión Soviética exigieron un alto
el fuego urgente, lo que llevó a las fuerzas británicas, francesas e israelíes a ceder.
1
siguiente, Anwar al-Sadat sucedió a Nasser en Egipto y las hostilidades cesaron, buscando
los egipcios, cansados de la guerra, la posibilidad de una retirada de la península del Sinaí.
LA GUERRA DE YOM KIPUR (GUERRA DEL RAMADÁN) (1973) Pese a todo, la paz no
llegó después de la guerra de Desgaste; los egipcios junto con los sirios (y con la ayuda de
armamento soviético) y los israelíes (ayudados por los recursos militares estadounidenses)
empezaron a preparar sus ejércitos una vez más. El día de la festividad de Yom Kipur, el 6
de octubre de 1973, el día más santo del judaísmo, Egipto y Siria llevaron a cabo un ataque
sorpresa contra las fuerzas israelíes a lo largo de la ribera oriental del canal de Suez y en los
Altos del Golán. A mediados de octubre, sin embargo, y pese a las importantes pérdidas,
Israel había hecho retroceder a los sirios hasta echarlos de los Altos del Golán y llegaron a
cuarenta kilómetros de Damasco. Una situación similar se vivió en Suez, donde el ejército
israelí había vuelto a cruzar el canal y se quedó a poco más de cien kilómetros de El Cairo.
El líder soviético Leónidas Brezhnev, por miedo a que la destrucción del Tercer
Ejército egipcio, que estaba rodeado, tuviera consecuencias catastróficas en la estabilidad
del país, lanzó un aviso encubierto a los Estados Unidos para que Israel se retirase o
hiciese frente a las repercusiones de una intervención soviética. Posteriormente, el secretario de Estado, Henry Kissinger, obtuvo el permiso del presidente Nixon para poner al
país en estado de alerta nuclear. El cara a cara hizo efecto rápidamente y el 25 de octubre
se firmó un frágil acuerdo para el alto el fuego.
LA PRIMERA GUERRA DEL LÍBANO (1982) Si bien los Acuerdos de Camp David con-
siguieron llevar la paz entre egipcios e israelíes, nada pudieron hacer para mejorar la situación con Siria y la OLP. Ésta seguía manteniendo una actividad terrorista implacable en el
Líbano y en junio de 1982 Israel, con el entonces ministro de Defensa Ariel Sharon, invadió el sur del país. En lo que se conoció como la Operación Paz para Galilea, las tropas
israelíes ocuparon Beirut y expulsaron a la mayor parte de la OLP, que huyó a Túnez. En
1985, Israel se retiró finalmente del Líbano dejando una pequeña zona de seguridad en el
sur, que mantendría durante los siguientes dieciocho años.
LA INTIFADA Y LA GUERRA DEL GOLFO En diciembre de 1987 tuvo lugar la primera
intifada («levantamiento» en arábigo) cuando los palestinos de Cisjordania y la franja de
12
LOS ACUERDOS DE MADRID Y OSLO Y EL ASESINATO DE ISAAC RABIN En julio de
1991, después de la guerra del Golfo, lo que parecía ser un atisbo de luz entre la oscuridad se hizo realidad cuando Siria, Israel (con un acuerdo según el cual la OLP no estaría incluida), Estados Unidos, la Unión Soviética, el Líbano, Egipto y Jordania acordaron en la Conferencia Internacional para la Paz de Madrid hablar abiertamente de paz.
De todos modos, las negociaciones pronto se interrumpieron, siendo el destino de
Jerusalén el desencadenante. En 1993, Israel —todavía con Isaac Rabin— y los palestinos llevaron a cabo un avance importantísimo cuando consiguieron llegar a unos acuerdos secretos, conocidos como los acuerdos de Oslo. Dichos acuerdos abrieron la vía para
que la recién formada Autoridad Nacional Palestina (con Yasser Arafat en la presidencia)
tomara el control administrativo de la franja de Gaza y Cisjordania. Al mismo tiempo, y
pese a la oposición de otros países árabes, el rey Hussein de Jordania optó por firmar un
tratado de paz con Israel, que ha resultado ser el más estable y duradero.
De todas formas, no todos vieron con buenos ojos el acuerdo palestino-israelí y grupos militantes extremistas de ambos lados emprendieron acciones terroristas. Hamás
continuó con sus ataques a civiles israelíes, y además, en medio de una concentración
israelí en favor de la paz en Tel Aviv, Isaac Rabin fue asesinado por Yigal Amir, un estudiante israelí que estaba en contra del proceso de paz. Su muerte es uno de los capítulos
más tristes de la historia de Israel, y aún más al ser asesinado por un judío.
LAS NEGOCIACIONES PARA LA PAZ DE LA DÉCADA DE 1990 Después del terrible asesinato de Rabin, Benjamin Netanyahu (Likud) ascendió a presidente y cayeron en picado las negociaciones para la paz. Los intentos de negociación sembrados en los Acuerdos
de Madrid entre Israel y Siria se desvanecieron y, pese a la retirada de los colonos de
Hebrón como parte de los Acuerdos de Oslo, Netanyahu promovió un asentamiento en
la parte árabe del este de Jerusalén, lo que encrespó a los árabes. Por su parte, los ataques
terroristas contra civiles israelíes eran implacables y las negociaciones para la paz se desvanecieron una vez más. Netanyahu, presionado tanto por sectores internos (muchos se
oponían firmemente a intercambiar tierra por paz) como del extranjero, accedió a retirarse de gran parte de Cisjordania a cambio del cese de los ataques terroristas. Aunque
esto funcionó, las negociaciones se rompieron y en las elecciones adelantadas, Ehud
Barak (Laborista) fue elegido presidente.
EL NUEVO MILENIO Aunque continuaron las fricciones entre judíos y árabes, los pere-
grinos cristianos seguían acudiendo a Tierra Santa. En el año 2000 el papa Juan Pablo II
la visitó en un viaje histórico. En el mismo año, Israel retiró su ejército de la franja de
seguridad del sur del Líbano. Este hecho suscitó gran controversia en torno al disputado territorio de las granjas de Shebaa, un área de 22 kilómetros cuadrados de tierra
reclamada por ambos países. Tan pronto los israelíes se retiraron de la zona, se asentó
en ella Hezbolá, un grupo islámico fundamentalista, lo que impidió a los libaneses reafirmar su poder en la zona. En septiembre del mismo año, Ariel Sharon causó un gran
escándalo al visitar el monte del Templo (véase página 83), lo que provocó la segunda
intifada (o Al-Aqsa), aunque Israel reivindica que esta oleada de violencia se había planeado con anterioridad y que la visita de Sharon se usó como pretexto. En medio de
un rápido deterioro de la situación palestino-israelí, Barak convocó elecciones, que
perdió frente a Ariel Sharon.
13
Información previa HISTORIA
LOS ACUERDOS DE CAMP DAVID Y LA RETIRADA Durante los dos años que siguieron
a la guerra, Kissinger viajó entre Israel y los estados árabes buscando un acuerdo de paz.
Egipto quería recuperar la península del Sinaí y empezó a aceptar la idea de entablar negociaciones para la paz. En la Conferencia para la Paz que tuvo lugar en Ginebra en diciembre de 1973, los Estados Unidos, la Unión Soviética, Israel, Egipto, Jordania y Siria firmaron un acuerdo en el que renunciaban a las partes del Sinaí. No obstante, en Israel, los
israelíes, descontentos con la decisión de retirarse que tomó la presidenta Golda Meir,
continuaron con los numerosos asentamientos en los territorios ocupados. En mayo del
año siguiente, gran parte del Sinaí fue devuelto a los egipcios, se volvió a trazar la frontera de los Altos del Golán como estaba antes del año 1967 y Golda Meir fue obligada a
dimitir. En su lugar, Isaac Rabin (Partido Laborista) trabajó para detener los asentamientos, pero su sucesor, Menájem Beguin (Likud), lo financió y promovió.
A finales de la década de 1970, el presidente de Egipto Sadat aceptó las conversaciones para la paz y con el fin de recuperar la zona que quedaba en la costa del Sinaí, que
todavía estaba bajo control israelí. Sadat viajó a Jerusalén y en 1979 se firmó un tratado
de paz entre Egipto e Israel, conocido como los Acuerdos de Camp David. La costa del
Sinaí fue devuelta a Egipto y empezaron las relaciones diplomáticas normales. Ahora
bien, este entorno optimista empezó a desdibujarse cuando la Liga Árabe expulsó Egipto
y en 1981 Sadat fue asesinado por un fundamentalista islámico (aunque las relaciones
continuaron después de la muerte de Sadat).
Gaza provocaron violentos disturbios contra la ocupación israelí. La comunidad internacional, una vez más, se volcó en la cuestión palestina y pidió una solución. Mientras tanto,
estallaba la guerra del Golfo después de que Iraq invadiera Kuwait. Una coalición aliada
de occidente y los países árabes liderados por los Estados Unidos consiguió expulsar a Iraq
de Kuwait, pero en un intento de obtener el apoyo de los estados árabes y alentado por
Yasser Arafat y los palestinos, Iraq lanzó treinta y nueve misiles Scud contra Israel.
1
LA MUERTE DE ARAFAT Y LA RETIRADA DE GAZA En el año 2001, Sharon anunció que
planeaba la retirada completa de la franja de Gaza, aunque veía a Arafat como un obstáculo para el proceso de paz. En el mismo año, y después de meses de una intensa actividad terrorista, Sharon impulsó la construcción de un muro que rodeara Cisjordania y las
FDI rodearon la casa de Arafat en Ramala, confinándole así a un arresto domiciliario. No
fue hasta el año 2004, justo antes de su muerte, que le fue permitido salir para recibir tratamiento médico en Francia. En noviembre de 2004, Mahmoud Abbas se convirtió en el
líder de la Autoridad Nacional Palestina (ANP). A medida que se aproximaba la retirada de
Gaza de 2005, surgieron divisiones dentro de Israel, puesto que muchos de los residentes se
oponían a ella. Aquel verano, el mundo contempló cómo soldados desarmados de las FDI
sacaban a los israelíes de los asentamientos en Gaza y de zonas de Cisjordania.
LA SEGUNDA GUERRA DEL LÍBANO En el año 2005, Sharon abandonó Likud y formó
el partido Kadima que, tras el infarto de Sharon, ganó las elecciones de 2006 liderado
por Ehud Olmert. Durante el año que siguió, las contiendas fueron continuas en la
frontera con Gaza y se convirtieron en una guerra declarada en el momento en que
Hamás entró en territorio israelí y mató a dos soldados y secuestró a otro. En los dos
meses posteriores, Israel bombardeó Gaza con armamento pesado, mató a más de 200
palestinos y destruyó las infraestructuras de la zona. Al mismo tiempo, militantes de
Hezbolá del sur del Líbano cruzaron también la frontera para secuestrar a dos soldados de las FDI, mataron a otros y bombardearon pueblos y ciudades del norte de
14
SITUACIÓN ACTUAL Si algo nos ha enseñado la Historia es que la paz en Oriente
Próximo es, a lo sumo, frágil. En el año 2006, Hamás ganó las elecciones en Palestina por
un amplio margen y, mientras yo escribo esta guía, Israel ha impuesto un bloqueo en
Gaza como respuesta a los continuos ataques con misiles a los pueblos del sur, lo que ha
sido condenado internacionalmente. Israel ha tenido durante muchos años mala prensa
por ser una zona peligrosa, y muchos países advertían a sus ciudadanos de los peligros
de viajar a este país, pero el aumento del terrorismo internacional ha hecho que los turistas empiecen a ver Israel con otros ojos. Las medidas extremas de seguridad que se llevan a cabo en el país y la experiencia en los ataques terroristas han hecho que el número de turistas se dispare. Salvo la lógica excepción de la Segunda Guerra del Líbano,
Israel ha ido recibiendo un número estable de turistas y peregrinos que visitan no sólo
Jerusalén y los santos lugares, sino que también buscan pasar sus vacaciones en parajes
naturales y yacimientos arqueológicos, balnearios, spas y playas. Gracias a las competiciones de fútbol contra Inglaterra e Irlanda y a que músicos famosos como Roger Waters
y Phil Collins se dejaran ver en el territorio, el turismo en Israel está ahora en alza.
GOBIERNO Y POLÍTICA
El Estado de Israel es una democracia parlamentaria desde el 14 de mayo de 1948. El
líder del estado es el presidente, cuyo papel es principalmente simbólico, pero en realidad está gobernado por tres autoridades: el poder legislativo (la Knéset), el ejecutivo (el
gobierno) y el judicial. Aunque se presenta como un gobierno secular, las cuestiones religiosas y políticas se encuentran a menudo inextricablemente unidas, y el conflicto árabeisraelí y judío-palestino producen constantemente tensiones políticas tanto internas
como externas.
LA KNÉSET Y EL GOBIERNO La Knéset es el cuerpo legislativo unicameral del país, que
tomó el nombre y los mismos 120 miembros de la Knéset Hagedolah (Gran Asamblea),
el consejo judío que se reunió en Jerusalén en el siglo V antes de la era común. Los
miembros de la Knéset, que representan un amplio abanico de partidos políticos, son
elegidos cada cuatro años en las elecciones nacionales. Los votantes (de 18 años en adelante) depositan sus papeletas para elegir a los partidos políticos. Como en España, el
líder del partido ganador será el presidente. El día de las elecciones es un día de fiesta
nacional, y en Israel las estadísticas de participación van del 77 al 90 %, un buen ejemplo de cómo los ciudadanos se interesan por la situación de su país. Los principales partidos de Israel, que son Likud, los Laboristas y el reciente Kadima, se llevan la mayoría
de los votos, pero en las últimas elecciones los partidos pequeños, que representan distintas opiniones sobre religión, seguridad y cuestiones sociales, han aumentado su
representación. Kadima fue fundado por Ariel Sharon en el año 2005, después de que
éste se escindiera de Likud, y se basa en una teoría centrista principalmente fundamentada en cuestiones seculares y civiles. Después del infarto de Ariel Sharon en 2006,
Ehud Olmert ascendió a presidente y Kadima invitó a los Laboristas a formar una coalición. Con ello, Amir Péretz, el primer judío mizrají que lideraba un partido grande,
se convirtió en ministro de Defensa.
15
Información previa GOBIERNO Y POLÍTICA
HISTORIA EN HOLLYWOOD
Los dolorosos y devastadores acontecimientos que han ocurrido en la estrecha fracción
de tierra que hoy se conoce como el estado de Israel han dado pie a varias películas que
presentan estos dramáticos sucesos en la gran pantalla. Los siguientes filmes, en concreto, ayudan a poner en perspectiva algunos de los mayores acontecimientos del pasado.
Éxodo (1960): Explica la historia de Palestina bajo mandato británico y la inmigración
de los judíos.
Operación relámpago (1977): Reconstrucción de la operación de rescate llevada a
cabo por las fuerzas de defensa israelíes tras el secuestro de un vuelo de Tel Aviv a
París que fue obligado a aterrizar en Entebbe, Uganda.
El espía imposible (1987): Crónicas de la vida de Eli Cohen, el espía de Israel más
aclamado.
La lista de Schindler (1993): Trata del Holocausto en Europa y presenta la historia
de Oscar Schindler, que salvó a sus trabajadores judíos de los campos de exterminio.
Kippur (2000): Película producida por Israel en la que se describe la guerra de Yom
Kipur.
La novia siria (2004): Explica la historia de una joven novia drusa de los Altos del
Golán, enviada a Siria para un matrimonio arreglado, que no podrá regresar ni ver de
nuevo a su familia.
Munich (2005): Describe la masacre de los atletas israelíes que participaban en los
Juegos Olímpicos de Múnich en 1972 por parte de militantes palestinos del grupo
Septiembre Negro.
Paradise Now (2005): Una historia sobre los atentados suicidas, vistos a través de los
ojos de dos jóvenes palestinos.
El reino de los cielos (2005): Trata de las cruzadas y del reino de Jerusalén.
Una noche con el Rey (2006): Explica la historia de la reina Ester en honor de la cual
se celebra la fiesta judía de Purim.
Beaufort (2007): Película producida por Israel en la que se describe la retirada de
Israel del sur del Líbano tras 18 años.
Israel. Después de ello, se produjo un ataque en el sur del Líbano que se agravó rápidamente, provocando la condena de la comunidad internacional, que acusó a Israel de
emplear una fuerza excesiva. Aproximadamente 1.200 civiles libaneses perdieron la
vida y otros miles fueron desplazados. Los residentes del norte de Israel pasaron el
verano viviendo en búnkeres ante la continua caída de misiles, especialmente sobre
Haifa (véase página 147). En agosto de 2006, Naciones Unidas organizó un alto el
fuego y decidió encargarse del sur del Líbano hasta que el ejército libanés estuviera
preparado para hacerlo por sí mismo.
1
HITOS DE LA HISTORIA
16
1947
1948
14 de mayo
14 de mayo
15 de mayo
1948-1952
1949-2006
julio 1949
1956
1964
1967
1969
1970
1973
1979
1982
1987
1994
1995
2000
2001
2002
2004
2005
2006
enero
26 de enero
12 de julio14 de agosto
2007-2008
febrero
junio
febrero 2008
Naciones Unidas propone la creación de los estados judío y árabe
Fin del mandato británico
Proclamación del estado de Israel
Ataques de Egipto, Siria, Jordania, Irak y Líbano e inicio de la guerra
árabe-israelí
Inmigración masiva procedente de Europa y de los países árabes
Se firman los acuerdos de armisticio con Egipto, Jordania, Siria y
Líbano. División de Jerusalén entre Israel y Jordania. Israel entra en
las Naciones Unidas
Guerra de Suez y del Sinaí
Creación de la OLP (Organización para la Liberación de Palestina)
Guerra de los Seis Días. Israel conquista y ocupa Gaza, Sinaí, Cisjordania,
los Altos del Golán y la parte de Jerusalén controlada por Jordania
Guerra de Desgaste
Jordania expulsa a la Organización para la Liberación de Palestina,
que se establece en el Líbano
Guerra de Yom Kipur
Se firma el tratado de paz entre Israel y Egipto
Primera guerra del Líbano
Primera intifada entre israelíes y palestinos
Se firma el tratado de paz entre Israel y Jordania
Establecimiento de la Autoridad Palestina. Israel y la Organización
para la Liberación de Palestina aceptan reconocerse mutualmente
(Declaración de Principios de Oslo). Firma del Acuerdo interino de
Oslo. El primer ministro israelí Isaac Rabin es asesinado por Yigal
Amir, judío de extrema derecha
Israel se retira del sur de Líbano. Segunda intifada
Ariel Sharon (del partido Likud) es nombrado primer ministro
Israel construye un muro alrededor de Cisjordania tras una serie de
atentados suicidas
Muere el presidente de la Autoridad Palestina Yasser Arafat
Israel establece un plan de desmantelamiento y retira a los colonos
judíos de Gaza y de algunas partes de Cisjordania
Información previa GOBIERNO Y POLÍTICA
Periodo bíblico siglos XVII - VI antes de la era común
c. siglo XVII
Abraham, Isaac y Jacob se establecen en Canaán. El hambre obliga a
los israelitas a huir hacia Egipto.
siglos XIII-XII
Moisés dirige a los israelitas desde Egipto y se establecen en Canaán
c. 1020
El rey Saúl se convierte en el primer monarca judío
c. 1000
Jerusalén se convierte en la capital del reino del rey David
c. 960
El rey Salomón construye el Templo de Jerusalén
721
Los asirios conquistan Israel (reino del norte)
586
Babilonia conquista Judea (reino del sur). Destrucción de Jerusalén y
del Templo
538-142
Periodos persa y griego
515
Reconstrucción del Templo de Jerusalén
332
Alejandro Magno conquista Persia. Inicio del periodo griego
166
Rebelión judía contra la dinastía seléucida e inicio del periodo asmoneo
63
El general romano Pompeyo conquista Jerusalén
63 a.C.-313 d.C
Periodo romano
37 a.C.
Herodes el Grande es proclamado rey de Judea
c. 8 a.C.
Nacimiento de Jesús
c. 26 d.C.
Jesús inicia su ministerio tras ser bautizado por Juan Bautista
c. 30
Crucifixión de Jesús
66
Rebelión judía contra los romanos
70
Destrucción de Jerusalén y del Segundo Templo
132-135
Simón Bar Kojba dirige la rebelión judía contra los romanos conocida como rebelión de Bar Kojba
200
Se fija la composición de Nuevo Testamento
c. 210
Se completa la Mishnah (libro sobre la ley oral judía)
313-636
Periodo bizantino
c. 390
Se completa el Talmud (comentario sobre la Mishnah)
614
Invasión persa
636-1099
Periodo árabe
691
El califa Abd al-Malik construye la Cúpula de la Fortaleza
1099-1291
Cruzadas (Reino Latino de Jerusalén)
1187-93
Periodo ayubí bajo Saladino, tras la batalla de Hattin
1291-1516
Periodo mameluco
1517-1917
Periodo otomano
1537
Solimán el Magnífico reconstruye a lo grande los muros de Jerusalén
1897
Theodor Herzl funda la Organización Sionista
1909
Fundación de Tel Aviv. Primer kibutz en Deganya
1917
Los británicos emiten la Declaración de Balfour, favorable al establecimiento de un hogar nacional para los judíos en Palestina
1918-48
Administración británica
1922
Palestina bajo mandato británico atribuido por la Sociedad de las
Naciones
1936-1939
Rebelión árabe
1939
El Libro Blanco británico limita la inmigración judía
1939-1945
Segunda Guerra Mundial. Holocausto en Europa
1
Ariel Sharon sufre un derrame cerebral. Ehud Olmert, al frente del
partido Kadima recientemente creado, es nombrado primer ministro
El movimiento islamista radical Hamás gana las elecciones en los
territorios palestinos
Segunda guerra del Líbano
Acuerdo entre Hamás y Al-Fatah para formar un gobierno
de unidad palestina
Hamás desbanca a Al-Fatah en Gaza
Imad Moughniyeh, miembro de Hezbolá, muere en Damasco en un
atentado con coche bomba
17
LAS FDI Las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI), a menudo llamadas también Ejército
israelí (tzahal), están integradas por reclutas, reservas y profesionales, aunque está
mayormente formada por reservistas. El servicio militar es obligatorio para hombres y
mujeres de 18 años. Para los hombres dura tres años y para las mujeres veintiún meses.
Los que se encuentran estudiando cuando las FDI los reclaman, pueden posponerlo
pero sólo hasta que hayan obtenido el título. Después de completar su servicio, los
hombres pasan treinta y nueve días al año entrenándose en reserva hasta que cumplen
los cincuenta y uno. Las empresas y los centros de educación superior mantienen por
ley los puestos de trabajo y no pueden penalizar ni a los trabajadores ni a los estudiantes por el tiempo pasado en las FDI. A causa de los largos periodos de servicio militar
obligatorio, el ejército desempeña un papel importante en sus vidas, pues consideran el
servicio militar como un honor y un servicio heroico. Sin embargo, existen ciertas
exenciones muy controvertidas que incluyen los judíos ortodoxos, los árabes-israelíes,
los nuevos inmigrantes y los beduinos. Entre los que pueden elegir, los drusos (véanse
páginas 20 y 25) a menudo escogen entrar a las FDI, y asimismo lo hace un número
cada vez mayor de beduinos.
Los costes militares constituyen gran parte del gasto del país, aproximadamente el
16,5 %, mientras los Estados Unidos dan 2,4 billones de dólares al año en concepto de
ayuda para la seguridad.
ECONOMÍA
POBLACIÓN
Aunque se fundó como un estado judío, Israel es un rompecabezas de religiones, culturas y tradiciones. Actualmente, los más de siete millones de habitantes se dividen de la
siguiente forma: el 76,2 % son judíos, el 15,5 % musulmanes, el 2 % cristianos (la mayoría árabes), el 1,6 % drusos y el 3,6 % no se inscriben en ninguna religión (principalmente provenientes de la antigua URSS). En este entorno tan variado, cada religión
tiene garantizados los derechos judiciales para con su gente, así como la administración
18
JUDÍOS Desde la declaración de la independencia (y mucho antes), las oleadas de inmigración, en hebreo aliyah o escalada, hicieron aumentar considerablemente la población
judía. Entre 1948 y 1952 ésta aumentó más del doble, en parte por los supervivientes
del Holocausto y los refugiados de los países árabes que llegaron a Israel. Hubo más
oleadas de aliyá a mediados de la década de 1950 y principios de la década de 1960 provenientes del norte de África y Rumanía (350.000 personas); en la década de 1990, de
la antigua URSS (900.000 personas), y en 1984 y 1991, de la época en que prácticamente todos los judíos de Etiopía fueron expulsados y reubicados en Israel.
Actualmente, el porcentaje de judíos nacidos en Israel (sabras) ha alcanzado el 65 %,
y aunque todavía existen comunidades sólidas culturalmente independientes, los matrimonios entre personas de distintas comunidades y la asimilación cultural han diluido las
diferencias; entre ellos la cultura que predomina es mayormente la «israelí». Entre la
comunidad judía, las diferencias más importantes parten de los distintos niveles de práctica religiosa, y han surgido comunidades de residentes que comparten formas de pensar. Los ortodoxos representan el 12 % de los judíos de Israel, los religiosos el 10 %, los
tradicionales el 35 % y los seculares el 43 %.
Las raíces de los judíos de Israel se pueden encontrar en los lugares más recónditos
del planeta, pero los siguientes son los más extensos en número de población:
Askenazíes Hace referencia a los orígenes de judíos del norte o del este de Europa, así
como de América del Norte, Australia y Sudáfrica.
Sefardíes Hace referencia a los judíos del norte de África, de los países mediterráneos,
principalmente España y Portugal, en el siglo XV. Cuando les expulsaron, se esparcieron
por todo el Mediterráneo.
Mizrajíes Es el termino usado para definir a los judíos con orígenes arábigos (principalmente países como el Yemen, Iraq e Irán).
Beta Israel de Etiopía Actualmente existen unos 100.000 judíos etíopes en Israel, llegados en dos operaciones desde su país, devastado por el hambre: la Operación Moisés,
en 1984, y la Operación Salomón, en 1991, en las que se trasladaron a Israel alrededor
de 22.000 judíos etíopes. El término Beta Israel (que significa «casa de Israel») fue acuñado por ellos mismos cuando vivían en Etiopía, y se prefería éste al de falasha, que significa exiliado o extranjero y que era usado principalmente por etíopes no judíos. Desde
su llegada a Israel, se ha preferido el término «judíos etíopes», más políticamente correcto, puesto que con éste se reconoce su igualdad con los demás. Se desconoce su origen
judaico ancestral, pero se cree que descendían de la reina Saba y el rey Salomón, que
aparecen en la Biblia.
ÁRABES La población de Israel no judía más numerosa es la árabe y sus comunidades
presentan herencias culturales, prácticas religiosas y tradiciones distintas.
19
Información previa POBLACIÓN
Desde la declaración de independencia en 1948, Israel se ha esforzado para hacer frente a varios retos económicos: la seguridad y las FDI, la inmigración de dos millones de
judíos, que llegaron con la Ley del Regreso y la necesidad de construir infraestructuras
modernas y servicios públicos. Durante estos primeros años, una importantísima ayuda
económica proveniente de organizaciones judías de todo el mundo, al igual que de
gobiernos extranjeros (principalmente de los Estados Unidos), posibilitó hacer frente a
la masiva inmigración y a las cuestiones de seguridad. Pese a las presiones, en los últimos
años Israel ha conseguido crear un fondo económico estable a través de las privatizaciones y acuerdos de libre comercio. Actualmente, sus principales sectores industriales se
basan en la producción de productos metálicos, equipamiento electrónico y biomédico,
procesamiento de productos alimenticios, productos químicos, equipamiento para el
transporte y desarrollo de aplicaciones informáticas. Dos de las principales industrias
para la exportación son los diamantes cortados y pulidos (en la que Israel es la más
importante del mundo) y la de los productos agrícolas como frutas y verduras, cuyas
cifras de exportación ascienden a 56 billones de dólares. En los últimos años, el turismo
ha empezado a tomar fuerza y se recupera rápidamente de las guerras y los conflictos.
En 2006, el PIB de Israel alcanzó los 195 billones de dólares, con 31.767 per cápita, lo
que le situó al lado de países europeos como Francia e Italia y en el puesto 22 en la
OCDE, al tiempo que su ratio de crecimiento del 5 % es más rápido que cualquier otro
de los países occidentales. Tras los conflictos palestino-israelíes de 2001 y 2002 y la
Segunda Guerra del Líbano en 2006, el crecimiento del PIB cayó en picado, aunque consiguió recuperarse rápidamente.
de sus propios lugares sagrados. Otra característica interesante de la diversidad de Israel
es su elevado índice de natalidad, muy poco común para un país desarrollado. Mucho
antes de que Israel declarara su independencia (en 1948), los judíos ya habían inmigrado al país, pero después de la declaración se multiplicaron por diez. En los últimos sesenta años, la población judía ha pasado de los 650.000 a casi cinco millones.
Culturalmente, el país es una mezcla de distintas tradiciones en la que la inmigración
ha propiciado la aparición de comunidades muy sólidas, incluso entre varios grupos religiosos. Los judíos europeos o askenazíes, los descendientes de árabes o sefardíes, rusos,
etíopes, drusos y beduinos conviven en un mismo país conservando al mismo tiempo
sus arraigadas tradiciones, idiomas y formas de vida. Para la mayor parte de la población
judía, que es la tercera o la cuarta generación de descendientes de los inmigrantes llegados después de la Segunda Guerra Mundial, su afiliación cultural es más israelí, y aunque cada uno está orgulloso de su herencia cultural, existe también un innegable sentimiento nacionalista y cierto patriotismo.
1
Árabes musulmanes Sin contar los árabes beduinos, los musulmanes (suníes) represen-
tan alrededor del 70 % de la población árabe de Israel. Muchos de ellos tienen relaciones
familiares con los árabes palestinos de Cisjordania y la franja de Gaza y como tal se reconocen como árabes palestinos (aunque la comunidad judía de Israel los llama árabes israelíes).
No prestan el servicio militar en las FDI y viven principalmente en comunidades homogéneas en pueblos y ciudades de Galilea, la llanura costera oriental y el norte del Negev.
También tienen grandes comunidades en ciudades como Haifa, Acre y Jerusalén.
Árabes cristianos Los árabes cristianos representan más o menos el 9 % de la población
árabe de Israel, y viven principalmente en la ciudad galilea de Nazaret. Pese a las diferencias
religiosas, muchos árabes cristianos todavía se consideran íntimamente ligados a la población palestina y, por tanto, muy raramente se alistan en las FDI. Aun así, personalidades
como Salim Jubran, que fue el primer árabe no judío presidente del Tribunal Supremo de
Israel, mostraba cierta unión entre ellos y los miembros judíos de la sociedad.
Drusos
Beduinos El término beduino generalmente se usa para designar a cualquier miembro
de la comunidad arabohablante de los nómadas del desierto de Oriente Próximo.
Históricamente, estas comunidades migraban con las estaciones, arreando sus ganados,
—ovejas, cabras y camellos—, a las regiones del desierto durante la estación lluviosa. Sin
embargo, después de la Segunda Guerra Mundial, la mayoría de los países de Oriente
Próximo, Israel incluido, impidieron estas migraciones con la consolidación de sus fronteras. Después de la declaración de independencia de Israel y pasada la guerra que la
siguió, la mayoría de los beduinos fueron trasladados o expulsados del país, aproximadamente 11.000 de los entre 65.000 y 90.000 que quedaban. En las décadas de 1950 y 1960,
el gobierno israelí reubicó a la mayoría de los beduinos del Negev a un área conocida
como la siyag o cierre, un área relativamente estéril del norte del desierto del Negev.
Aunque legalmente estaban obligados a vivir en ciudades asignadas, muchos beduinos
preferían vivir en pueblos hechos por ellos mismos, y a menudo sus estructuras eran
derribadas. El gobierno israelí también impuso la educación obligatoria para los niños
beduinos, lo que aumentó su alfabetización. El resultado de todo ello fue que se disparó
el paro y aumentaron la pobreza y la delincuencia en las ciudades beduinas. Sin embargo,
los beduinos en Israel se han beneficiado de los servicios médicos desarrollados, a menudo sirven en las FDI (donde tienen fama de buenos rastreadores), mantienen sus tradiciones culturales y tienen uno de los índices de natalidad más altos del mundo. Se estima
que existen actualmente unos 120.000 beduinos en el Negev.
CIRCASIANOS Hay aproximadamente 3.000 circasianos (o cherquesos) viviendo en Israel,
todos concentrados en los dos pueblos galileos de Kafr Kama y Reyhaniye. Aunque su afiliación religiosa es musulmana suní, los circasianos tienen su origen en el norte caucási20
SAMARITANOS (véase Religión, página 26)
LENGUA
El hebreo y el arábigo son los idiomas oficiales de Israel. El inglés es obligatorio en la
escuela y, combinado con el hecho de que la televisión en general no se dobla, significa
que la mayoría de los israelíes hablan por lo menos un poco de inglés y la mayor parte
tienen un nivel alto. Como consecuencia de las grandes oleadas de inmigración, el francés, el español, el ruso y el yidish (una variación del hebreo anterior a la Segunda Guerra
Mundial), el polaco, el húngaro y el alemán todavía se utilizan extensamente. (Para más
información, véase Apéndice 1, Idioma, 269).
RELIGIÓN
JUDAÍSMO El judaísmo es una de las religiones más antiguas del mundo (véase Historia,
página 6), y sus principales bases son el monoteísmo, las prácticas y leyes específicas, la identidad étnica y territorial, el mesianismo y su creencia en una alianza especial con Dios.
Empezó como una religión antigua de una pequeña nación de hebreos, y a lo largo de miles
de años de sufrimiento, persecución, diáspora y alguna que otra victoria ocasional, ha seguido siendo una religión y una cultura influyente. Hoy por hoy, el judaísmo tiene aproximadamente unos catorce millones de seguidores, la mitad de los cuales viven en Israel, la patria
judía. El principio del judaísmo es que sólo existe un Dios, algo que para la época en la que
nació la religión era una característica muy poco común. Según la tradición, Dios se reveló
a Abraham, el fundador del pueblo judío. La identidad judía surge principalmente de la pertenencia a un pueblo antiguo y la conservación de sus tradiciones ancestrales, hoy vistas más
como una cultura que como una religión. Los apartados siguientes darán una visión general de las prácticas y creencias de la religión y la cultura judías, pero hay que destacar que los
rituales y prácticas difieren mucho entre los distintos grupos (reformistas, que por lo general tienen una visión liberal del judaísmo; conservadores, que tienen una interpretación
devota del judaísmo; y ortodoxos, que interpretan el judaísmo de forma ferviente y rígida y
a menudo tienen una visión negativa de la vida moderna).
Teología
Textos sagrados El judaísmo tiene una tradición textual muy rica y antigua, cuyo
principal referente es la Tora (el Antiguo Testamento para el cristianismo). Además,
está el Talmud (el cuerpo de leyes civiles y religiosas, incluyendo comentarios sobre la
Tora), que se divide en dos partes: la Mishnah (la codificación de las leyes) y la
Guemará (un comentario sobre la Mishnah).
La alianza Uno de los principales preceptos del judaísmo es el de la alianza, o acuer-
do, entre Dios y el pueblo judío. El acuerdo establece que el pueblo judío reconoce a
Dios como su único rey, y Él, como respuesta, reconocerá a los judíos como su pueblo
elegido y cuidará de ellos.
21
Información previa RELIGIÓN
Las comunidades de drusos (véase también Religión, página 25) están principalmente repartidas por las áreas montañosas del Líbano, Siria e Israel, y en éste último se concentran en el norte de los Altos del Golán y pueblos y ciudades a lo largo de la cordillera del
monte Carmelo, especialmente en la ciudad de Carmelo (conocida como Isfiya y Daliat alCarmel). La comunidad de los drusos (que actualmente alcanza las 104.000 personas) está
oficialmente reconocida en Israel como entidad religiosa independiente, aunque su cultura
y lengua sean arábigas y sus creencias religiosas y afiliación a Israel (la mayoría de miembros
sirven en las FDI) la separan del nacionalismo de otras comunidades árabes. Uno de sus
principios de la fe es servir al país en el que viven, lo que ha separado familias a raíz de la
ocupación de los Altos del Golán en 1967 que luchaban para países enemigos (véase El
monte de los Gritos, página 227). Con su lealtad a Israel, su pacífica forma de vida y su conocida hospitalidad, se han ganado un gran respeto por parte de los miembros judíos de la
sociedad, lo que se ha reflejado en su presencia en cargos públicos, políticos y militares.
co (actualmente Ucrania occidental) y no son árabes. Después de la guerra ruso-circasiana de 1763 a 1864, un gran número de circasianos fueron deportados al Imperio otomano mientras otros se asentaron en Rusia. En Oriente Próximo, las comunidades más
numerosas se encuentran en Jordania y Siria. Durante el mandato francés en los Altos del
Golán (que por aquel entonces pertenecía a Siria), los miembros de la ciudad de Quneitra
(véase página 222) buscaron una patria nacional en el área (que no les fue concedida).
Como los drusos, los líderes circasianos han pedido que se les incluya en el servicio militar obligatorio de las FDI (sólo los hombres), tienen unas tradiciones culturales fuertes y
están reconocidos oficialmente como entidad religiosa independiente.
1
El Mesías Uno de los principales objetivos del judaísmo es esperar la venida del Mesías,
que liberará a los judíos e impondrá justicia en el mundo.
Rituales
Circuncisión A los ocho días de haber nacido, los niños judíos son circuncidados por
un rabino como símbolo de pertenencia a la alianza entre Dios y Abraham (que se autocircuncidó a los 99 años).
Upsherin Es un ritual que consiste en cortar el pelo a un niño por primera vez a los tres
años y se lleva a cabo durante la celebración de Lag Ba’omer (solamente los ortodoxos). Se
les rapa el pelo, salvo dos mechones en las sienes conocidos en hebreo como peyot.
Bar y Bat Mitzvá A los 13 años los chicos y las chicas celebran su paso a la vida adulta
(los judíos ortodoxos no lo celebran).
Plegaria diaria Los judíos oran tres veces al día: shaharith por la mañana, minhah por la
tarde y maarib por la noche. Los grupos conservadores y ortodoxos asisten a la sinagoga diariamente.
Gorros Los hombres y los niños judíos (en los grupos conservadores y los ortodoxos)
llevan una pequeña gorra llamada kipá o yarmulkee para denotar su sumisión a un ser
superior, Dios.
Tefilín Éste es un ritual que practican sólo los hombres y, normalmente, sólo los judíos
ortodoxos. El tefilín consiste en dos cajitas que contienen las escrituras bíblicas, que se
atan a la frente y al brazo izquierdo durante la plegaria de la mañana.
Kosher (véase página 47).
Principales festividades religiosas
Yom Kipur Es el Día de la Expiación, en el que la mayoría de judíos ayunan y van a la
sinagoga. Se considera el día en el que uno se arrepiente de sus malos actos y busca el
perdón de Dios para el año siguiente.
Rosh Hashaná Es la celebración judía de Año Nuevo, que tiene un carácter de rememoración, y no de celebración. Es habitual escuchar el shofar, un cuerno que se hace
sonar cien veces, de acuerdo con las tradiciones bíblicas.
Pésaj (Pascua judía) y Sucot Estas festividades celebran el Éxodo, cuando Moisés liberó a
los judío de Egipto y pasaron los siguientes cuarenta años vagando por el desierto. La Pascua
judía se celebra con una comida (o seder) durante la cual se comen alimentos simbólicos y
se recitan fragmentos del Hagadá (el libro donde se cuenta la historia del Éxodo). Para conmemorar el sufrimiento de los judíos en Egipto no se puede comer levadura (en el pan o
los pasteles) y por eso la matzá (pan sin levadura) es una de sus principales características.
Jánuka Esta fiesta es posbíblica y conmemora la victoria de los macabeos frente a los
seléucidas de Jerusalén (véase página 7). Se celebra encendiendo ocho velas, una para
cada día de la fiesta.
Purim Es la fiesta judía más alegre y se celebra en nombre de Esther (véase página 200).
La gente se disfraza, participa en banquetes, bebe alcohol y a menudo se dan regalos.
22
página 80) y se conserva como el último vestigio del segundo Templo, destruido por los
romanos. El siguiente es la tumba de Abraham en Hebrón (hoy en Cisjordania). Ismael,
hijo de Abraham, es considerado el ancestro del islamismo, lo que convierte este sitio en
un lugar sagrado también para los musulmanes. Existen muchos otros lugares sagrados
en Israel, incluyendo las tumbas de rabinos conocidos y sabios en Tiberíades (ver página 171), Beit She’arim (página 169), Tzfat (véase página 189), Merón (véase página 199)
y el monte de los Olivos (véase página 87).
CRISTIANISMO El cristianismo es la religión más extensa del mundo, y se estima que
la practican dos billones de personas. Se fundó en el siglo I después de Cristo (de la era
común) y entre sus principales enseñanzas están los milagros, la crucifixión y la resurrección de Jesús de Nazaret y, en efecto, empezó como una división mesiánica del
judaísmo. Los principales textos del cristianismo son el Antiguo Testamento y el Nuevo
Testamento, cuyos primeros cuatro libros se conocen como los Evangelios, escritos entre
veinte y cien años después de la muerte y resurrección de Jesús. En la tradición cristiana Jesús es el Mesías, el hijo de Dios, y los primeros que creyeron en ello fueron los doce
apóstoles designados por él. El líder romano Poncio Pilato lo detuvo, lo juzgó y lo crucificó en Jerusalén (véase página 7) porque era una amenaza para el judaísmo y el
poder romano en la ciudad. Actualmente, la iglesia del Santo Sepulcro en la ciudad
antigua de Jerusalén representa el lugar más sagrado del cristianismo, puesto que es el
sitio donde Jesús fue crucificado, enterrado y el lugar donde se produjo la resurrección
(el Gólgota, tal como aparece en el Nuevo Testamento). La Vía Dolorosa (véase página 76) es el trazado de la ruta que según la tradición siguió Jesús llevando a sus espaldas
la cruz hacia el Gólgota y ha sido un lugar de peregrinaje durante cientos de años. Otros
lugares sagrados incluyen Belén (hoy perteneciente a Cisjordania), donde se cree que
nació Jesús, Nazaret (véase página 164), donde María, su madre, recibió la buena nueva
de la Inmaculada Concepción, además de varios lugares alrededor del mar de Galilea
(véase página 178). Aunque siempre ha mantenido los principios nucleares, el cristianismo se ha ramificado en varias sectas. Las tres más importantes son el catolicismo romano, la iglesia ortodoxa y el protestantismo.
Catolicismo romano Fue percibida como la confesión «original» del cristianismo, pero
actualmente se considera separada gracias a la emergencia (y posterior aceptación) de otras
confesiones como la iglesia ortodoxa y el protestantismo. El catolicismo romano es el que
cuenta con un mayor número de fieles (más de un billón) y tiene su centro en la ciudad
del Vaticano, en Roma. La principal diferencia entre el catolicismo romano y las otras confesiones posteriores es el nombramiento del papa como líder de la Iglesia, la creencia de
que los santos pueden interceder por las personas y el concepto del Purgatorio (el lugar
donde las almas se purifican antes de poder entrar en el Cielo). En relación con las prácticas rituales, el catolicismo romano suele ser más estricto que el protestantismo, y uno
de los ritos centrales (que se celebra por lo menos una vez por semana) es la Eucaristía
(también conocida como misa, comunión y la Última Cena), en la que tiene lugar la transustanciación, es decir, la conversión del pan y el vino en cuerpo y sangre de Cristo. Las
monjas, los monjes y los sacerdotes católicos toman votos de pobreza, castidad y obediencia, siendo las cuentas del rosario, las cruces y la adoración a los santos otras de las
características que diferencian esta confesión de las otras. Las órdenes monásticas del
catolicismo romano comprenden a jesuitas, dominicanos, franciscanos y agustinos.
Protestantismo El protestantismo es la segunda confesión con más fieles, aproximadamente unos 500 millones. Debido a sus múltiples variaciones, es difícil clasificarlo como
una única confesión. Esencialmente, las confesiones varían en la intensidad con la que
denuncian el catolicismo romano, y van desde los conservadores hasta los muy liberales.
23
Información previa RELIGIÓN
Sabbat (véase página 33).
Lugares sagrados El Muro Occidental es el lugar más sagrado del judaísmo (véase
1
La mayoría de iglesias protestantes practican dos de los sacramentos bíblicos, el bautismo y la comunión, frente a los siete del catolicismo romano. A lo largo de la Historia
han ido apareciendo varias iglesias protestantes, la mayoría en el siglo XVI. Los presbiterianos deben sus orígenes a Juan Calvino, Juan Knox y la Iglesia escocesa; la Iglesia de
Inglaterra, al rey Enrique VIII; los bautistas, a John Smyth y los separatistas; la Iglesia
Anglicana y la Iglesia Episcopal, a la Iglesia de Inglaterra; la Iglesia evangélica y los metodistas, al movimiento protestante del siglo XVII; y la Iglesia luterana, a Martín Lutero.
Iglesia ortodoxa También conocida como cristianismo ortodoxo, empezó con el
Imperio bizantino (véase página 8) y actualmente tiene unos 225 millones de seguidores, principalmente en Grecia, Turquía y Rusia. La separación de la Iglesia católica romana tuvo lugar en el siglo XI, cuando se dividieron las iglesias de Oriente y Occidente y el
emperador romano Constantino trasladó la capital romana a Constantinopla. Las principales diferencias residen en las opiniones relativas a cuestiones políticas, religiosas y
culturales, siendo el uso de iconos y la fecha de la Pascua los dos principales escollos. A
pesar de que pareció que la reconciliación estuvo cerca entre la Iglesia ortodoxa y la
romana católica durante las cruzadas (véase página 8), desde entonces ha habido muchas
tensiones entre ambas. Aun así, desde la década de 1960, se han hecho intentos para que
las dos iglesias reconocieran y respetaran mútuamente sus creencias.
Las confesiones más extensas de la Iglesia ortodoxa comprenden la griega, la rusa, la
rumana y la búlgara, la Iglesia de Alejandría, la Iglesia de Jerusalén y la Iglesia de
América. A diferencia de la Iglesia católica romana y el protestantismo, la autoridad de la
Iglesia ortodoxa son las escrituras interpretadas en los Siete Concilios Ecuménicos, y en
ella la teología y el pensamiento filosófico desempeñan un papel preeminente. En Israel,
y especialmente en Jerusalén, la arquitectura ortodoxa es conocida por su belleza y sus
decoraciones.
24
mismo, una batalla todavía latente que provoca una gran división entre las dos sectas que
de ella surgieron. La disputa sobre quién se convertiría en califa enfrentó a los que creían
que Mahoma había elegido a Alí, su primo y cuñado, con los que juraban lealtad a Abu
Bakr, suegro y buen amigo de Mahoma. Finalmente, Abu Bakr se convirtió en uno de los
cuatro califas a los que se atribuye la expansión del islamismo en el siglo VII (véanse páginas 8 y 9). En la actualidad, la gran mayoría de musulmanes son suníes, un nombre asociado con los que siguieron a Abu Bakr, mientras que los que juraron lealtad a Alí son
conocidos como chiíes, con una cifra aproximada de 120 millones de seguidores. A diferencia de las confesiones cristiana y judaica, los musulmanes suníes y chiíes son considerados más bien como sectas, y ninguna de las dos quiere reconocer la otra, lo que todavía hoy provoca rupturas en la parte islámica de Oriente Próximo.
DRUSOS Los drusos (véase también Población, página 20) nacieron en el siglo XI de la
secta ismailita de los chiíes islámicos y se llaman a sí mismos muwahhidun, o monoteístas por su arraigada creencia en un único Dios. La religión drusa se basa en la creencia
de que al-Hakim, un califa de la dinastía fatimí de Egipto, era la reencarnación de Dios.
Mientras que la mayoría de los musulmanes creen que al-Hakim murió en 1021, los
drusos piensan que simplemente desapareció y está esperando a volver al mundo en la
edad de oro para los que verdaderamente tengan fe. Esta creencia fue la que separó a los
drusos de los musulmanes (con el añadido de que parece ser que el Corán no desempeña papel alguno en la vida religiosa de los drusos) y es obvio que la religión tiene claras influencias de elementos gnósticos del judaísmo, del cristianismo y de creencias
hindúes y griegas. Aunque cuando se creó en el siglo XI esta religión era proselitista, al
cabo de poco, en el año 1050, se cerró a las personas que no pertenecían a ella, y por
esto se ha mantenido como un secreto muy buen guardado hasta la actualidad.
Los drusos creen en profetas a los que consideran encarnaciones del espíritu del
monoteísmo: Adán, Mahoma, Abraham, Noé, Juan el Bautista, Jesucristo y Salomón,
al igual que en las filosofías de Sócrates, Platón, Pitágoras, Aristóteles y Alejandro
Magno. Aunque conocen las tres religiones monoteístas, creen que la ejecución de
rituales y ceremonias ha provocado que los fieles se alejaran de la «fe pura». Así, salvo
el ayuno durante el ramadán, no celebran ceremonias, ritos, santificaciones de lugares
físicos ni organizan sesiones para la oración, y creen que cada uno debería rezar a Dios
todo el tiempo. Sea como fuere, hay algunos sitios en los que sus miembros se reúnen
y en los que se habla de cuestiones relacionadas con la comunidad. En Israel hay varios.
Uno de los más importantes es la Tumba de Jetró (Nebi Shu’eib) en los Cuernos de
Hattin (véase página 177), donde se reúnen los drusos cada 25 de abril. Según la tradición, la noche de la gran batalla entre los Cruzados y Saladino, éste tuvo un sueño en
el que un ángel se le aparecía y le juraba que si ganaba encontraría el lugar donde se dio
sepultura a Nebi Shu’eib. El sueño se hizo realidad y los drusos construyeron una
tumba en aquel lugar.
Siguiendo con el aire de misterio que rodea la religión drusa, la comunidad se ha dividido en dos grupos: los al-Uqq’l o «conocedores» y los al-Juhh’l o «ignorantes». Los alJuhh’l, que representan el 80 % de la población, no tienen acceso a la literatura religiosa
y generalmente ocupan posiciones políticas, militares o administrativas. Los al-Uqq’l
son los que guardan la religión y hombres y mujeres tienen los mismos derechos para
convertirse en al-Uqq’l. La religión drusa prohíbe fumar, beber y comer cerdo.
BAHAÍSMO El bahaísmo o fe bahaí se fundó en Persia en el siglo XIX a partir del babis-
mo (una religión que venía de los chiíes islámicos). Es una religión monoteísta que cree
en un solo Dios y, aunque los bahaíes recalcan que Dios es incognoscible, el conocimiento humano de Dios se puede conseguir por medio de sus mensajeros. En 1844, Mirza Ali
Muhammad tomó el título de Bab, el guía divino hacia la verdad, y declaró que diecinue25
Información previa RELIGIÓN
ISLAMISMO El islamismo es la segunda religión más extensa del mundo, con alrededor de un billón de partidarios. Se basa en las enseñanzas del profeta Mahoma, un pastor de camellos al que en el siglo VII, en Arabia Saudí, se le apareció el arcángel
Gabriel. Gabriel llevaba un mensaje de Dios para Mahoma, al que éste se dedicó
durante el resto de su vida. Tres décadas después de su muerte, las enseñanzas de la
vida de Mahoma fueron recopiladas en lo que se convertiría en el principal texto del
islamismo, el Corán. El islamismo, que significa sumisión, se basa en la sumisión a la
voluntad de Dios y se centra en los llamados cinco pilares de la doctrina del Islam: profesión de la fe, oración diaria, ayuno en el mes del ramadán, peregrinación y caridad.
Los tres lugares sagrados más destacados del islamismo son sitios relacionados con
Mahoma. El más importante es la Kaaba, en la Meca (Arabia Saudí), que según dicta
la tradición es la mezquita construida por Abraham.
Mahoma declaró la Meca como el lugar sagrado más importante y al que todos los fieles debían dirigirse (qibla). Uno de los cinco pilares del islamismo es que todos los
musulmanes tienen que peregrinar (hajj) a la Meca por lo menos una vez en la vida, y
cada año allí se congregan miles de musulmanes. El segundo lugar sagrado es Medina
o la Ciudad del Profeta (situada en Arabia Saudí), la ciudad que acogió a Mahoma
cuando éste se exilió de la Meca y el palacio donde sus primeros seguidores se unieron a él. Jerusalén, o para ser más exactos, Al-Haram ash-Sharif (el Noble Recinto
Sagrado, o monte del Templo para los judíos), es el tercer lugar sagrado y, hasta que se
declaró la Meca como qibla, era a la mezquita que allí se encuentra donde los musulmanes dirigían sus plegarias. La tradición islámica establece que allí Mahoma ascendió
a los cielos en el Viaje Nocturno y que en la roca albergada en la Cúpula de la Fortaleza
quedó grabada su última huella. La roca también es sagrada para los judíos, que creen
que en este sitio Abraham preparó el sacrificio de su hijo Isaac, y sobre el cual se construyeron los dos templos.
Suníes y chiíes A la muerte de Mahoma se entabló una batalla por el liderazgo del isla-
1
SAMARITANOS Los samaritanos son un pequeño grupo religioso que se presentan como
descendientes del antiguo reino de Israel. Aunque los samaritanos llegaron al millón de
seguidores en los siglos IV y V, la conversión forzosa al islamismo y al cristianismo, así
como la persecución, han provocado que hoy queden solamente unos 600.
De ellos, la mitad viven en Kiryat Luza, cerca del monte Gerizim, al sur de Nablús en
Cisjordania, y el resto en el distrito de Holon cerca de Tel Aviv. El monte Gerizim es el
lugar más sagrado para los samaritanos y donde se encuentra el templo del siglo VI antes
de la era común, que fue construido tras su separación del judaísmo. Por lo general, los
samaritanos practican una religión similar a la de los judíos bíblicos, con algunos elementos del islamismo. Escriben y hablan en hebreo antiguo, obrando de acuerdo a cientos de años de tradiciones; Moisés es el único profeta para ellos y tienen un libro sagrado, el Pentateuco, transmitido por Moisés.
EDUCACIÓN
Los trabajadores israelíes tienen una buena educación, ya que han acogido a muchos
profesionales cualificados inmigrantes, siendo el índice de alfabetización del país del
97,1 %. Los ciudadanos tienen un nivel de vida estándar alto, con una tasa de desempleo
del 7,6 %. Aun así, el nivel de educación en el país ha resultado ser desproporcionado
demográficamente y cuando Israel impidió la llegada de trabajadores palestinos, resultó
que faltó mano de obra. En los últimos años, el país ha contratado a cientos de trabajadores de China, Tailandia, Filipinas y Europa del Este para cubrir las necesidades labo26
rales. La educación primaria es obligatoria desde los cinco años hasta los 16 y libre hasta
los 18. El sistema educativo ha sido creado para solucionar los problemas de divergencias sociales y raíces culturales. Así, existen distintas instituciones que se adaptan a cada
grupo: escuelas públicas, donde van la mayoría de niños; escuelas públicas religiosas, que
favorecen los estudios judíos y sus prácticas; escuelas árabes y drusas, con clases en arábigo; y escuelas privadas. Israel tiene muchas instituciones para la educación superior, a
las que asisten unos 200.000 alumnos cada día. La educación superior suele empezar más
tarde que en el resto de países occidentales, a causa del largo servicio militar (y porque
muchos pasan un año en el extranjero después del servicio), por lo que la mayoría de los
hombres empiezan sus estudios entre los veintitantos y casi treinta años.
CULTURA Y OCIO
ARTE La organización artística israelí se remonta al 1906 y al profesor búlgaro Boris
Schatz, que fundó la Escuela Bezalel de Artes en Jerusalén muchos años antes de la
declaración de independencia. Esto propició que artistas judíos con talento inmigraran a
Israel, lo que desempeñó un papel importantísimo en el desarrollo de la rica cultura creativa que actualmente se puede observar en el país. Hasta hoy, han crecido colonias de
artistas como Ein Hod y Rosh Pina, con pintores, escultores, fotógrafos y ceramistas
hasta especialistas tejedores, sopladores de vidrio y calígrafos. Los museos de arte de
Israel son de talla mundial; los más importantes son el Museo de Israel en Jerusalén
(véase página 115) y el Museo de Arte de Tel Aviv (véase página 113). No hay
muchos países en el mundo que puedan decir que tienen tanto multiculturalismo como
Israel, que es una muestra de estilos, géneros y tradiciones muy variados.
MÚSICA La Orquesta Filarmónica de Israel merece un poco de explicación, por
sus conciertos semanales de éxito rotundo y la cantidad sin precedentes de abonos
vendidos. Se fundó en 1936 y a menudo acoge a directores y músicos de todo el
mundo. Sorprendentemente, su sede no está en Jerusalén, sino en el Auditorio Mann
de Tel Aviv (véase página 110). La Orquesta Sinfónica de Jerusalén, aunque no
alcanza el nivel de la primera, también goza de una gran consideración y sus conciertos se programan en las salas de música clásica de todo Israel. Otras orquestas de
renombre son la Orquesta Sinfónica de Haifa, la Orquesta Ramat Gan, la Simfonetta
de Beer Sheva y la Orquesta de Cámara de Israel. La Compañía de Ópera de Israel
ofrece sus producciones en Merkaz le-Omanuyot ha-Bama, cerca del Museo de Tel
Aviv, y su repertorio está formado por obras clásicas y óperas modernas.
La música moderna tiene asimismo una gran actividad y muchos israelíes jóvenes
sienten una gran pasión por el heavy trance. El rock, el jazz y los clásicos de la música de los setenta y los ochenta también tienen mucho éxito en los bares y clubes
(curiosamente ponen la canción de Navidad en julio, por si acaso). Para más información sobre más acontecimientos musicales, véase el Capítulo 4, Ocio y vida nocturna, página 107.
TEATRO El teatro israelí está formado tanto por grandes compañías como por grupos
pequeños. Entre ellos, el Teatro Habima de Tel Aviv representa el centro nacional de
las representaciones teatrales (véase página 109). La mezcla de culturas que inmigraron
al país a principios del siglo XX formó una combinación de teatro que ha perdurado hasta
hoy. Jerusalén y Tel Aviv son la sede de la mayoría de teatros y producciones, con un
amplio abanico de estilos y géneros.
DANZA La popularidad de la danza está en auge y en la última década instituciones como
el Centro Suzanne Dellal, el Bat Sheva Dance Troupe y el Ballet Israelí se
han convertido en grupos de renombre. Sin embargo, todavía les falta mucho para ser
27
Información previa CULTURA Y OCIO
ve años más tarde habría una manifestación todavía más grande. En 1863, Mirza Hussayn
Ali Nuri, que después de la muerte de Bab en 1850 tomó el nombre de Baha’u’llá, declaró que él mismo era esta manifestación. Al poco tiempo, los persas empezaron a perseguir
a los babíes (los seguidores de Bab), y a Baha’u’llá y a algunos de sus seguidores se les perdonó la vida pero fueron encarcelados (en Irán, los seguidores de Baha’u’llá siguen
sufriendo hoy considerables persecuciones). Los otomanos lo mandaron al exilio en Acre,
Palestina (hoy Israel), y estuvo confinado bajo arresto domiciliario hasta el día de su muerte. Al morir, su hijo Abdu l-Bahá’, que había sido liberado de la prisión en 1908, viajó por
muchos territorios difundiendo la palabra bahaí. Se cree que Baha’u’llá es el último de una
línea de mensajeros que comprende a Buda, Jesús, Krisna y Mahoma.
Actualmente, existen unos cinco millones de bahaíes en el mundo, la mayoría de los
cuales viven en países del Tercer Mundo no islámicos. No tienen sacerdocio y la autoridad espiritual reside en consejos elegidos conocidos como Asambleas Espirituales. Con
todo, la autoridad suprema está en la Casa Universal de Justicia en Haifa (Israel), que es
el centro de su extendida religión. El santuario de Bab y los jardines persas (véase página 146), dos monumentos de una belleza imponente, están situados con orgullo en la
tercera ciudad más grande del país, y se han convertido no sólo en lugar de peregrinaje
para los fieles del bahaísmo, sino que atraen a admiradores de todas las religiones.
Aunque éste es el santuario más grande del bahaísmo, el más sagrado se encuentra en los
alrededores de Acre, y es el santuario de Baha’u’llá (véase página 136).
Los bahaíes se declaran como una religión universal basada en la unidad. Sus principios son la unidad de Dios, religión y humanidad, aarmonía entre razas y religiones,
igualdad de sexos, paz mundial, eliminación de los prejuicios, lengua universal, educación universal y eliminación de la pobreza y la riqueza extremas.
Están prohibidos el juego, las habladurías, el consumo de alcohol, la homosexualidad
y las relaciones sexuales fuera del matrimonio. Asimismo, los miembros a partir de
15 años deben rezar a diario. Se dice que el bahaísmo es la segunda religión más extendida; está presente en 247 países y sus textos religiosos se han traducido a centenares de
idiomas. Para más información, se puede visitar la web oficial del bahaísmo o fe bahaí
(www.bahai.org).
1
tan estables como las compañías de teatro o de música clásica, y es por ello que sus espectáculos son menos frecuentes (véase página 110).
Cine El cine israelí está más evolucionado de lo que se podría pensar, y muchos han conseguido pisar las alfombras de Cannes e incluso algunos han sido nominados para los Oscar
como mejores películas internacionales. Los temas más recurrentes se centran en cuestiones que afectan a los sentimientos de israelíes y judíos, como el Holocausto, la situación
palestino-israelí y las FDI. La inmensa Cinemateca de Jerusalén (www.jer.cine.org.il) es
el mejor sitio para los aficionados que quieran adentrarse en el cine israelí, con su vasta
información, su ecléctica mezcla de proyecciones y sus talleres. Asimismo, el Archivo
Cinematográfico Spielberg (www.spielbergfilmarchive.org.il), alojado en la Universidad
Hebrea de Jerusalén, es el centro más grande del mundo sobre material cinematográfico
judío e israelí.
DEPORTE
Observando las medallas que los deportistas israelíes han ganado en competiciones
internacionales, uno se da cuenta de que el deporte es una actividad muy importante en
el país. Así es, y pese a que su presencia es mínima en otros deportes salvo en el baloncesto, a los israelíes les gustan mucho los deportes, y particularmente los extremos. El
baloncesto, y especialmente el Maccabi Tel Aviv, tiene mucho éxito, y en los días de partido no se ve un alma en las calles. Israel ganó su primera medalla de oro olímpica (y,
de momento, la única) en 2004 en la modalidad de windsurf (curiosamente, la medalla
fue robada en una casa común y corriente y luego la encontraron tirada en el bosque, y
pudo ser así devuelta al atleta). El fútbol, el judo y el tenis también tienen un papel
importante, mientras que el paracaidismo, el parasailing y el kitesurf son los deportes
extremos que están más de moda. El golf se concentra en el campo de golf de Cesarea
(véase página 161) y, aunque parezca mentira, en el monte Hermón hay una pista de
esquí más o menos decente (aunque últimamente le ha faltado nieve, véase página 225).
De la misma forma que los juegos Olímpicos o los Juegos de la Commonwealth,
Israel organiza cada cuatro años los Juegos Macabeos, en los que los atletas israelíes
y judíos de todo el mundo compiten en el acontecimiento deportivo más importante
del país. Los primeros Juegos tuvieron lugar en 1932 y en el año 2005 contaban ya con
7.700 participantes de todo el mundo.
EL DÍA MÁS NEGRO DE LA HISTORIA OLÍMPICA
28
Información previa DEPORTE
El 5 de septiembre de 1972, durante los Juegos Olímpicos de Múnich, miembros armados del grupo terrorista palestino Septiembre Negro irrumpieron en la villa olímpica,
mataron en el acto a dos atletas israelíes y secuestraron a otros nueve. La participación israelí en los juegos, veintisiete años después del Holocausto, se percibía como un
paso significativo e importante para reconstruir la moral de los judíos e intentar reparar las relaciones con Alemania, pero los juegos quedaron manchados para siempre y
se consideran como uno de los días más negros de la historia de Israel. Los terroristas
pedían la liberación de unos doscientos prisioneros palestinos de las cárceles israelíes
y que se les concediera libre pasaje para salir de Alemania. Lanzaron el cuerpo del
entrenador de lucha Moshe Weinburg fuera del edificio; una lúgubre advertencia de sus
intenciones si no se respetaban sus exigencias.
El embajador de Túnez y miembros de la Liga Árabe ofrecieron su ayuda a las autoridades alemanas para negociar con los terroristas, pero no pudieron hacer mucho,
puesto que Israel se mantenía firme en su política de no negociar con ellos. El desarraigo de las autoridades alemanas, horrorizadas por el hecho de que se pudiera hacer
daño a los judíos en su territorio tan poco tiempo después del final de la Segunda
Guerra Mundial, era tal que en un momento de la negociación los responsables alemanes se ofrecieron personalmente para ocupar el lugar de los atletas israelíes. Tras
más de doce horas, los terroristas pidieron abandonar la villa olímpica y fueron trasladados en helicóptero, esposados junto a los rehenes, hasta un aeropuerto militar. Más
o menos en este momento, la creciente presión sobre el Comité Olímpico logró que
finalmente se pararan los juegos, que hasta este momento habían seguido su curso,
aparentemente ajenos a los acontecimientos que se producían. En el aeropuerto, cuando los terroristas y sus rehenes cruzaban la pista para dirigirse hacia el avión que les
esperaba, los francotiradores alemanes intentaron abatirles, sin éxito. El intento tuvo un
fatal desenlace. Los terroristas dispararon contra los atletas israelíes y los otros rehenes murieron por inadvertencia cuando una granada alemana alcanzó el helicóptero
en el que estaban esperando. Al final de este espeluznante y trágico día, once atletas
israelíes perdieron la vida. Sólo veinticuatro horas después de este espantoso evento,
los Juegos Olímpicos se reanudaron, lo que en Israel y en muchos países del mundo se
percibió como un acto irrespetuoso y una muestra de insensibilidad.
1
29

Documentos relacionados

Nur Masalha - Casa Árabe

Nur Masalha - Casa Árabe prácticamente ausente de la filmografía palestina durante años debido a lo doloroso de los recuerdos que evoca. En su obra de 2007 Nakba: Palestine, 1948, and the Claims of Memory (La Nakba: Palest...

Leia mais

pincha aquí - Antares, Asociación de Crecimiento Personal

pincha aquí - Antares, Asociación de Crecimiento Personal 709 612 días, 1 hora y 15 minutos. Es de suponer que, como sucediera en la noche de aquel histórico 30 de enero de 1973, fecha del inicio de nuestro primer “viaje” en el tiempo, una fortísima explo...

Leia mais